Nacional

Para mejorar imagen, legisladores se hacen "superhéroes"

Con disfraces y máscaras, aseguran que combatirán la corrupción; mencionan que el objetivo es "enfrentar el descrédito,
a través de la educación cívica y modificar esta percepción”. 
Víctor Chávez
19 mayo 2015 0:43 Última actualización 19 mayo 2015 5:0
Comisiones del Senado de la República aprobaron la reforma constitucional en materia de disciplina fiscal. (Cuartoscuro)

Senadores durante la sesión ordinaria en el Senado de la República.

CIUDAD DE MÉXICO.- Para frenar el “descrédito y desencanto” que pesa sobre los diputados y senadores, la Cámara de Diputados inventó una serie de comics para presentar ante niños y jóvenes un nuevo rostro y una nueva personalidad de “superhéroes” de nuestros legisladores.

Con máscaras y capas voladoras, nuestros “Súper Parlamentarios” aparecen en cuatro historietas que narran las aventuras de sus personajes principales: El Sabio Diputado Local; el Diputado Federal Tron; la Súper Senadora y la Increíble Mujer Interparlamentaria.

Aunque en la página de Contratanet no se precisan el contrato, los costos ni los montos pagados, para este proyecto se contrató a la costosa firma muv.mx, especializada en “el mundo de la animación y soluciones creativas para desdoblar ideas”, y que tiene como clientes a Telmex, Nissan, Adidas, Red Bull, 20th Century Fox, entre muchas otras.

“para

El proyecto incluyó una estrategia de medios en línea, optimización web, creación y posicionamiento de campañas en redes sociales. La liga en Internet de “Los Súper Parlamentarios” es: www.superparlamentarios.com, donde se descargan los comics y participan en preguntas relativas a los “súper poderes de los personajes”.

En el experimento participaron la Comisión Bicameral del Sistema de Bibliotecas, el Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública (CESOP) y la Dirección General de Servicios de Documentación, Información y Análisis de la Cámara de Diputados, así como la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).

Los personajes fueron desarrollados por la UAM-Iztapalapa, a través del Centro de Investigaciones Legislativas, y buscan “representar a la ciudadanía en la majestuosa y antigua Ciudad Legislativa. Su misión es equilibrar el poder y luchar contra enemigos de la sociedad como la corrupción, la violencia y la desigualdad para preservar la convivencia pacífica del país”.

Octavio Nateras, Rector de la UAM-Iztapalapa, explicó que “en este momento, entre los jóvenes hay desencanto, y una opinión pesimista y negativa sobre la política y el sistema de partidos, el reto es enfrentar el descrédito, a través de la educación cívica que permita conocer su trabajo”.

Las tareas del Diputado Federal Tron son: autorizar presupuesto, iniciar juicio político, supervisar gastos presidenciales, vigilar a quienes llevan la contabilidad del país. Y como su “villano” y “archienemigo” señalan a El Malvado Señor Corrupción, al que combatirán “500 superhéroes” desde sus “Oficinas de Atención Ciudadana”.