Nacional
Crónica

Ocho horas como rehenes, reporteros en Nochixtlán

Dos reporteros de TV Azteca fueron retenidos y los pobladores trataron de que firmaran un “acuerdo” para que “dijeran la verdad” y luego intentaron obligarlos a transmitir 15 minutos en vivo con un mensaje “para el pueblo de México”.
David Vela
22 junio 2016 0:0 Última actualización 22 junio 2016 6:46
ataque. Este es el sitio en el que fueron interceptados y retenidos los reporteros de TV Azteca, que viajaban en la camioneta blanca (foto).

ataque. Este es el sitio en el que fueron interceptados y retenidos los reporteros de TV Azteca, que viajaban en la camioneta blanca (foto).

NOCHIXTLÁN.- A 48 horas de que civiles se enfrentaran en Nochixtlán con policías federales y estatales, con saldo de 11 muertos y más de un centenar de heridos, los pobladores, que ya habían retenido a cinco policías (tres federales y dos estatales), la emprendieron ahora contra periodistas.

A algunos les impidieron el acceso al pueblo y hasta el cierre de esta edición habían impedido la salida de otros que sí lograron ingresar.

Se trata de dos reporteros de TV Azteca, a quienes primero trataron de hacer firmar un “acuerdo” para que “dijeran la verdad” y luego intentaron obligarlos a transmitir 15 minutos en vivo con un mensaje “para el pueblo de México”.

Ante ello, TV Azteca emitió anoche un comunicado en el que advirtió que no cederá a presiones ni chantajes, y responsabilizó “a los autores de este atroz crimen” de la integridad de los periodistas.

Personal de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos llegó al lugar para interceder por su liberación. También llegaron observadores de la ONU, quienes sólo permanecieron cinco minutos en el lugar. Y es que el personal de Naciones Unidas consideró que los periodistas no estaban retenidos, ni secuestrados, “simplemente están acordando una transmisión en vivo de una una nota y luego los van a dejar ir”.

Cuatro horas después de esta aseveración, los reporteros seguían retenidos a la entrada del Pueblo de Nochixtlán. Pero la tensión en esa zona se inició al mediodía cuando los reporteros comenzaron a llegar al pueblo a cubrir los sepelios de algunos de los fallecidos por los enfrentamientos del pasado domingo.

De hecho, en la autopista aún continuaban camiones incendiados, tráileres chocados y atravesados en la vialidad. Decenas de hombres encapuchados mantenían la barricada en el cruce de la autopista y la carretera federal que dan acceso al poblado.

Un hombre con machete en mano interrogó a varios reporteros. Cuestionó qué hacían en el lugar y cuál era su intención de querer ingresar a Nochixtlán, al tiempo que dudaba de la identidad de los periodistas...

“Si no son periodistas mejor retírense del lugar, y si sí son y dicen la verdad, tienen acceso; si no dicen la verdad nos vamos a quedar con su credenciales y con este machete haremos justicia”.

Fue con esta advertencia que se dejó ingresar a los comunicadores, siempre escoltados y vigilados. “Tienen una hora para hacer lo que tengan que hacer y después les pido que se retiren”, decía el hombre que vigilaba ese retén.

En el trayecto se observaron camiones en llamas, uno de ellos que estaba cargado con gallinas, mismas que quedaron calcinadas. El olor fétido que emanaba de los cuerpos de los animales –que se quedaron a un costado del panteón municipal, donde ayer fueron sepultaron dos de las víctimas– se impregnó en el ambiente.

Cientos de envases de botellas de refresco, cerveza, y otras bebidas, algunas ya con mechas puestas para convertirse en bombas molotov, estaban a la entrada del pueblo, donde además se advirtió de un hotel incendiado.

Ya dentro del pueblo grupos de hombres estaban dispersos en diversos lugares, principalmente en la presidencia municipal, que horas antes incendiaron, así como en el atrio de la iglesia, donde mantenía, hasta ayer, retenidos a policías. Trascendió por la noche que los uniformados fueron liberados. No obstante, al cierre de esta edición no había confirmación oficial.

La televisora del Ajusco emitió un comunicado para informar que sus reporteros, Fernando Albarrán y Pedro Enrique Cortés, fueron liberados por pobladores de Nochixtlán, pasadas las 23:00 horas; que se encontraban en buen estado de salud y se dirigían a la capital para seguir con su labor.

Todas las notas NACIONAL
Habrá transición del país sólo sí el PRI pierde el Edomex
IEEM ordena bajar espectaculares sobre donación de sangre en Edomex
PRD cierra campaña en Coahuila
PRI señala a Morena por uso de recursos ilícitos en campaña
Videgaray deja militancia “guardada en un cajón”
Sedatu entrega carpetas agrarias en Huichapan, Hidalgo
PT dice que su candidato no le avisó que declinaría por Morena en Coahuila
Hombres armados atacan casa de candidato del PAN-PRD en Cuitláhuac, Veracruz
Óscar González del PT declina a favor de Delfina Gómez
Hospitalizan a Mireles por problemas cardíacos
Hallan cinco ejecutados en Veracruz
Pueblos indígenas elegirán a su candidata presidencial
Sección 22 bloquea carreteras e instalaciones de Pemex en Oaxaca
Apagón en Matamoros y Reynosa, por falla en generador de EU
Ya no hay tiempo para una segunda vuelta en 2018
Llama Benjamín Salinas a no caer en la “tentación de la censura”
Rocío Nahle lo niega: no soy la operadora financiera de AMLO
Números del PAN ubican a Anaya “cinco puntos arriba en Coahuila”
AMLO insulta al aire a Pepe Cárdenas: “calumniador”...
Ayer, 'el último ultimátum' de López Obrador a la izquierda
Coahuila: 6 puntos separan al priista Riquelme (38%) del panista Anaya (32%)
Rictus, trazos de contragolpe a la política
Le extiendo la mano a AMLO para el 2018: Juan Zepeda
Niegan fianza a Mario Aguirre; llevará su juicio en prisión
Lanzan huevo a AMLO en Veracruz; adversarios condenan el hecho