Nacional

No es posible que un país católico tenga los niveles de violencia de México: nuevo nuncio apostólico

Franco Coppola señaló que la violencia en general, a pesar de nuestras familias, surge cuando uno no se siente escuchado, y cuando hay algo que impide dialogar, conocer y resolver los problemas.
Eduardo Ortega
24 octubre 2016 14:11 Última actualización 24 octubre 2016 14:12
Nave principal de la Catedral Metropolitana. (Cuartoscuro/Archivo)

Monumentos históricos

CIUDAD DE MÉXICO.- El nivel de violencia que se registra en México no es posible para un país con población tan católica, consideró el nuevo nuncio apostólico en México, Franco Coppola, arzobispo de Vinda.

Tras entregarle sus cartas credenciales al presidente Enrique Peña Nieto en Palacio Nacional, el nuevo representante del Vaticano en nuestro país habló en sus declaraciones a la prensa sobre la necesidad del diálogo.

Señaló que la violencia en general, a pesar de nuestras familias, surge cuando uno no se siente escuchado, y cuando hay algo que impide dialogar, conocer y resolver los problemas.

"Desde muy lejos se sabe que hay una tasa de violencia considerable aquí en México. Esto no es bueno no es posible que un país con población tan católica y fiel tiene un nivel de violencia como este", aseguró.

El presidente Peña Nieto recibió este lunes las cartas credenciales de embajadores de 20 países, entre los que destacan Suecia, Países Bajos, Rumania, Bulgaria y la Santa Sede.