Nacional

Lavado de dinero alcanza los 29 mmdd en México y EU: PES

El legislador veracruzano Gonzalo Guízar Valladares expuso que "la dispersión de las leyes irónicamente era un aliado para el crimen organizado".
Víctor Chávez
14 junio 2016 20:10 Última actualización 14 junio 2016 20:10
El PES obtuvo su registro en julio de 2014. (Tomada de Twitter)

El PES obtuvo su registro en julio de 2014. (Tomada de Twitter)

CIUDAD DE MÉXICOEl grupo parlamentario del nuevo Partido Encuentro Social (PES) en la Cámara de Diputados celebró la aprobación de la nueva Ley Federal contra la Delincuencia Organizada, ya que advirtió, según sus registros, que el flagelo del "lavado de dinero" alcanza cada año los 29 mil millones de dólares en México y Estados Unidos.

Desde la tribuna del Palacio Legislativo, y a nombre de su bancada, el legislador veracruzano Gonzalo Guízar Valladares expuso que "la dispersión de las leyes irónicamente era un aliado para el crimen organizado".

Explicó que "la falta de un marco jurídico acorde a los nuevos retos impedía que México no combatiera este flagelo con todo el peso de la ley".

Guízar Valladares expresó que "éste es un día especial porque, con la aprobación de las reformas, le estamos dando integralidad al ataque a la delincuencia organizada".

Sobre los aspectos relevantes de esta reforma, el legislador federal destacó que se protege a los agentes infiltrados en investigaciones, la Secretaría de Hacienda auditará a personas físicas y morales a petición del Ministerio Público y que se informará de inmediato los resultados de la incautación de bienes.

Además, con las reformas se garantiza la reserva de identidad para testigos y habrá penas más severas para delitos vinculados a la delincuencia organizada, narcomenudeo, contrabando y equiparables.

Indicó que el marco jurídico tomó como eje la Convención de Palermo, donde se acordaron medidas internacionales para investigar, perseguir y castigar los delitos derivados del crimen organizado.

Sin embargo advirtió que, una vez publicada y entrada en vigor, su aplicación quedará en manos de los entes públicos y de la sociedad para observarla cabalmente.