Juez rechaza freno a la aplicación de la Ley de Remuneraciones
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Juez rechaza freno a la aplicación de la Ley de Remuneraciones

COMPARTIR

···

Juez rechaza freno a la aplicación de la Ley de Remuneraciones

José Francisco Pérez Mier, juez séptimo de distrito en Sinaloa, dijo que suspenderla generaría la comisión de un delito por parte del Consejo de la Judicatura Federal.

David Saúl Vela
04/12/2018
Un juez federal en Sinaloa se negó suspender la aplicación de la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Púbicos.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Un juez federal en Sinaloa se negó suspender la aplicación de la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Púbicos en contra de jueces y magistrados del Poder Judicial de la Federación.

Al aceptar a trámite uno de los 512 amparos colectivos que se han promovido contra esa ley, José Francisco Pérez Mier, juez séptimo de distrito en Sinaloa, dijo que suspenderla generaría la comisión de un delito por parte del Consejo de la Judicatura Federal.

“Si se concediera la suspensión de los citados actos, se generaría que el Pleno del Consejo de la Judicatura Federal, y los funcionarios que dependen de éste, cometieran actos contrarios a la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos”, explicó en un acuerdo emitido ayer.

Detalló que la actualización de la conducta ilegal se daría porque el citado Consejo y sus empleados no podrían tomar como base el salario del Presidente de la para el pago del salario y prestaciones de los quejosos. “Lo que actualizaría la conducta delictiva que prevé la primera fracción del artículo 217 Bis, fracción I, del Código Penal Federal, en el caso que fueran mayores a las percepciones del Presidente”, agregó.

Los quejosos, cuyo representante común es el magistrado Carlos Alberto Sosa, impugnaron el decreto de reforma y expedición de diversas leyes que, en conjunto, obligan a una reducción salarial a empleados del gobierno con el fin de que nadie gane más de 108 mil pesos.