Jefe de sicarios de los Beltrán Leya que escapó de prisión fue asesinado
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Jefe de sicarios de los Beltrán Leya que escapó de prisión fue asesinado

COMPARTIR

···

Jefe de sicarios de los Beltrán Leya que escapó de prisión fue asesinado

Jesús Carlos Salmón Higuera 'El Macaco' fue detenido en febrero de 2016 acusado de participar en multihomicidos de siete policías y 12 civiles en un sepelio en Guamúchil, Sinaloa.

Carlos Velazquez
02/09/2018
Asesinato del líder de sicarios del cártel Beltrán Leyva.
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

CULIACÁN.- El jefe de sicarios del cártel de los Beltrán Leyva que escapó vestido de celador junto con el operador financiero de dicho grupo fue asesinado junto con otras dos personas en un poblado entre los municipios de Guasave y Sinaloa de Leyva.

Jesús Carlos Salmón Higuera 'El Macaco' fue detenido en febrero de 2016 acusado de participar en multihomicidos de siete policías y 12 civiles en un sepelio en Guamúchil, en el norte de Sinaloa.

'El Macaco' apareció acribillado en el poblado Campo 6 en Estación Naranjo, municipio de Sinaloa de Leyva. Estaba dentro de un automóvil marca Chevrolet Camaro color negro, con vidrios polarizados. Presentaba múltiples heridas de bala.

En el mismo lugar y dentro del vehículo se encontraron los cuerpos de José Magdaleno Espinoza Quiñonez, de 26 años de edad, y de César Alberto Escárrega Bojórquez, de 24 años.

'El Macaco' fue jefe de sicarios del cártel de los Beltrán Leyva y se le había acusado de emboscar a siete policías municipales en el municipio de El Fuerte, en 2012. Fue señalado de haber participado en la masacre de 12 civiles que se encontraban en un sepelio en una funeraria en Guamúchil, en marzo de 2011.

Fue detenido en febrero de 2016 y recluido en el penal de Aguaruto, en Culiacán, pero el 22 de julio escapó vestido de celador, junto con Julián Grimaldi Paredes, operador financiero del cártel del Pacífico. La Secretaría de Seguridad Pública informó que la fuga fue posible por la complicidad de celadores del penal.

Asimismo, otros cuatro cuerpos fueron abandonados en una funeraria de Sinaloa de Leyva. Presentaba múltiples heridas de bala y únicamente fueron identificados con los nombres de Pedro, Jesús Norberto, Federico y Andrés, de entre 26 y 28 años de edad.