Nacional

“Jamás sanará el dolor”, dicen los padres del niño abatido en Aquila 

Los padres del menor de edad, Idelberto Reyes García, abatido durante el enfrentamiento en Aquila, Michoacán piden a las autoridades que castiguen a los responsables de su muerte. 
Óscar Cervantes/ Corresponsal
20 julio 2015 23:39 Última actualización 20 julio 2015 23:40
Visita a la madre, al padre y a los hermanos  del niño asesinado en Aquila, el domingo. (Óscar Cervantes)

Visita a la madre, al padre y a los hermanos del niño asesinado en Aquila, el domingo. (Óscar Cervantes)

AQUILA.- Lo que sería una ida a comprar pañales a la tienda de la comunidad de Ixtapilla se convirtió en el último momento en la vida del niño Idelberto Reyes García.

En medio de un llanto inconsolable, la madre del niño abatido narró a El Financiero que pidió a su hijo y a sus nietos comprar pañales cuando se presentó el bloqueo; sin embargo, después de realizar la compra y regresar a su casa iniciaron los disparos.

Segundos después, el niño de 12 años junto con sus sobrinos corrió a refugiarse en un pequeño restaurante pero no fue suficiente para protegerse ya que la las balas perpetraron los cristales del lugar y recibió dos tiros en la cabeza. La madre de Idelberto Reyes, el menor de 8 hermanos, exigió a las autoridades castigar a los asesinos de su hijo.

El padre del menor Miguel Reyes Vera pidió a las autoridades federales intervenir a favor de la comunidad y no dejar que los grupos delictivos afecten a la población. Con la voz entrecortada, expuso que el dolor que siente “jamás sanará”.

Los heridos tras el enfrentamiento, que estaban hospitalizados en Colima, fueron dados de alta en las primeras horas de este lunes, mientras que el cuerpo del niño Heriberto Reyes García, será velado en la comunidad de Majahuita, zona cercana a Ixtapilla.

1
  

   

Bloqueos Aquila. (Especial)

SIGUEN LOS BLOQUEOS

Después de que el líder de autodefensas en la costa michoacana, Semeí Verdía, fuera detenido, comandantes de la Policía comunitaria de la costa Sierra Nahua advirtieron que no permitirán que el gobierno federal los desarme.

Al menos 300 comunitarios y autodefensas bloquearon la carretera federal Manzanillo-Lázaro Cárdenas, en los límites con Colima, para exigir la liberación de Verdía Zepeda y castigo para los responsables del asesinato de un menor de 12 años.