Nacional

Graco vende casa a empleado, con rebajita de 5 mdp; alertan fraude

El gobernador de Morelos, Graco Ramírez, vendió el inmueble a 4 millones de pesos cuando, de acuerdo con la escritura, cuando su esposa y él lo adquirieron en 9 millones de pesos. De acuerdo con especialistas inmobiliarios consultados, podría tipificarse como un delito bajar el valor del inmueble. 
Héctor Gutiérrez 
31 agosto 2017 22:52 Última actualización 01 septiembre 2017 5:0
La casa ubicada en Cuernavaca tiene una superficie total de 892 metros cuadrados; 879 son de construcción.

La casa ubicada en Cuernavaca tiene una superficie total de 892 metros cuadrados; 879 son de construcción.

Graco Ramírez, gobernador de Morelos, se deshace de algunos de sus bienes inmuebles, o eso aparenta. El 31 de marzo le vendió a Alberto Barona Lavín, hasta el lunes pasado secretario de Administración de su gobierno y hoy aspirante a una notaría pública, una casa en la calle Cerrada Estrella del Norte, en Lomas de Te, en Cuernavaca.

El gobernador vendió este inmueble en 4 millones de pesos cuando, de acuerdo con la escritura, él y su esposa lo adquirieron en 9 millones de pesos, eso sin tomar en cuenta la plusvalía que con los años adquirió el inmueble.

Más aún, el gobernador vendió su casa, incluso, muy por debajo de su valor catastral que, de acuerdo con el Ayuntamiento de Cuernavaca, es de 4 millones 749 mil pesos.

En esta ocasión, el avalúo corrió a cargo de Distribuidora de Productos en Línea, SA de CV que, de acuerdo con la web de Transparencia del Estado, no se le encontró ninguna relación comercial con el Gobierno de Morelos.

Esto, de acuerdo con especialistas inmobiliarios consultados, podría tipificarse como un delito, pues al bajar el valor, el Ayuntamiento deja de percibir ingresos.

“Muy posiblemente estamos ante una transacción de compraventa fraudulenta y tal vez de lo que se trata es de aparentar que ya no se posee un bien mediante el uso de un prestanombres”, aseguró el especialista, que pidió expresamente omitir cualquiera de sus datos personales por temor a represalias del gobernador.

El inmueble tiene superficie total de 892 metros cuadrados y 879 metros cuadrados de construcción.

Esta transacción, al igual que la de la compraventa de la casa de Elena Cepeda de León, de la que El Financiero dio cuenta en su edición del lunes 21 de agosto, también dio fe José Antonio Acosta Moreno, notario público número 8 de Cuernavaca, quien, de acuerdo con los especialistas, también estaría cometiendo un delito al avalar la venta.

De acuerdo con la escritura pública, el gobernador aparece como el propietario de este inmueble, mientras que su esposa, Elena Cepeda, como “apoderada general”.

Barona Lavín entregó un cheque por un millón 373 mil 202 pesos y 62 centavos de Banca Afirme a favor de Graco; otro, por la misma cantidad y del mismo banco, a nombre de Elena Cepeda de León; además, entregó dos cheques, esta vez del Banco Nacional de México, por la cantidad de 626 mil 797 pesos y 40 centavos, cada uno, para el gobernador y su esposa.