Nacional

Diputados 'entierran' el mando mixto policial 

Los partidos del Frente Ciudadano sostuvieron que lo mejor es mantener el mando mixto, pero el PRI consideró que la propuesta es improcedente y que no resolvería el grave problema de inseguridad. 
Víctor Chávez 
29 noviembre 2017 21:43 Última actualización 29 noviembre 2017 21:58
Senado

aaa

CIUDAD DE MÉXICO.- Por decisión del PRI y sus partidos aliados, la Cámara de Diputados enterró la propuesta del llamado Mando Mixto policiaco que avaló, por unanimidad, el Senado de la República desde junio del año pasado.

Luego de 17 meses de discusiones y desencuentros que evitaron cualquier consenso en San Lázaro, en las comisiones unidas de Puntos Constitucionales y de Seguridad Pública se impuso la mayoría priista –junto con el PVEM y el PES-, y con 29 votos en contra, 13 a favor y dos abstenciones -de Morena- se desechó el dictamen de la minuta de las reformas constitucionales aprobadas por los senadores.

Mientras que los partidos del Frente Ciudadano -PAN, PRD y MC- sostuvieron que lo mejor es mantener el mando mixto, el PRI consideró que la propuesta es improcedente y que no resolvería el grave problema de inseguridad que hay en el país.

Por ello, los priistas anunciaron que su bancada presentará en breve otra iniciativa que recupere la propuesta original del mando único, que el presidente de la República envió al Senado en diciembre del 2014 y que fue modificada por el Senado.

Con esta decisión, el Congreso de la Unión se queda por el momento sin propuesta alguna para perfeccionar el sistema de seguridad pública nacional.

En este marco de desacuerdos, el PRI buscará este jueves aprobar, con su mayoría, otra parte de las reformas en materia de seguridad, que es la que se refiere a la ley de seguridad interior, que buscará dotar de un nuevo marco legal de actuación de las Fuerzas Armadas, para su coadyuvancia en la lucha contra el inseguridad y su eventual regreso a los cuarteles.

La reforma desechada era parte del paquete de reformas en materia de seguridad pública y justicia, que creaba el Mando Mixto Policial y que buscaba revertir las infiltraciones del crimen en las corporaciones municipales.

La reforma a los artículos 21, 73, 76, 115, 116 y 123 constitucionales preveía la intervención de las fuerzas federales de seguridad en estados y municipios que hayan sido infiltrados por la delincuencia organizada.

Asimismo, facultaba a los gobernadores que asumieran temporalmente el mando de las instituciones policiacas de los municipios en casos de fuerza mayor, alteración grave del orden público y las demás que determine la ley.

Se incorporaba la figura de la policía de proximidad, con competencia para la aplicación de los bandos de policía y gobierno, e infracciones administrativas, que sólo podrá auxiliar en la investigación de los delitos.

También se establecía un Servicio Nacional Profesional Policial que planteaba la homologación de normas y procedimientos de reclutamiento, ingreso, formación, capacitación permanente, remuneración mínima, carrera profesional, estímulos, reconocimiento, disciplina y prestaciones complementarias de todas las instituciones policiales del país.