Nacional

El pleito entre Mancera
y la Profepa

El jefe de Gobierno de la Ciudad de México hizo un llamado al presidente Enrique Peña para que detenga los "ataques" a la capital a través de la Profepa. Y es que este mes han tenido enfrentamientos con temas como la verificación y el gorila Bantú.
Redacción
14 julio 2016 17:19 Última actualización 14 julio 2016 19:34
Mancera y Guillermo Haro

Mancera y Guillermo Haro (Cuartoscuro)

El tema de los verificentros y la muerte del gorila Bantú en el zoológico de Chapultepec tienen enfrentados al Gobierno de la Ciudad de México y la Procuraduría Federal de la Protección al Ambiente (Profepa).

Por lo que este jueves, el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, hizo un llamado al presidente Enrique Peña para que detenga los "ataques" a la capital, a través de la Procuraduría.

“Y de verdad desde aquí le hago un llamado al presidente de la República, no me parece que se esté atacando a la Ciudad de México así, no me parece que sea correcto”, afirmó.

Todo empezó cuando arrancó la aplicación de la nueva norma de verificación vehicular, el primero de julio. En el primer día, la Profepa suspendió 52 líneas de medición de emisiones en 14 de 17 verificentros inspeccionados.

El 7 de julio, la gran mayoría de los verificentros tuvieron que cerrar sus puertas al público para evitar las clausuras de la Profepa por la confusión. Así, sólo 4 de los 67 verificentros en la capital se encontraban operando.

El jefe de gobierno y la secretaria del Medio Ambiente, Tanya Müller, señalaron que la confusión la originaron las autoridades federales y los inspectores de la procuraduría. Müller agregó que las clausuras eran injustas porque los establecimientos cumplían con la normatividad vigente y acusó que la Profepa no probó los dinamómetros, sino que pidió un certificado de las pesas.

Mancera cuestionó la “actitud política” de la procuraduría en el cierre de los verificentros y pidió a la instancia probar que se incumplen las normas ambientales.

Tras señalar que la Ciudad de México está lista para recibir las supervisiones del personal de Profepa, reiteró: “Y una vez más le hacemos el llamado al Gobierno de la República, que luego se enojan y nos amenazan con que nos van a mandar a Profepa, que la manden, que nos la manden, ahí vamos a estar pendientes de su llegada”.

UNA RAYA MÁS AL TRIGRE

El 7 de julio, el gorila Bantú murió a sus casi 25 años de edad, aparentemente de un paro cardiorrespiratorio, cuando sería trasladado del Zoológico de Chapultepec, al de Guadalajara.

La secretaria del Medio Ambiente refirió que se siguieron todos los protocolos en el traslado y el gorila fue atendido en todo momento por alrededor de 20 médicos y técnicos especializados de los zoológicos. Sin embargo, inició con una investigación.

También, Guillermo Haro, titular de la Profepa, anunció que investigarían las causas de la muerte de Bantú, si existieron irregularidades, y de ser así, si sería necesario una sanción.

Y por si fuera poco, este jueves la Dirección General de Zoológicos y Vida Silvestre de la Secretaría del Medio Ambiente de la Ciudad de México (Sedema), anunció el fallecimiento de una hembra de bisonte americano (Bison bison), albergada en el área de pastizales del zoológico de Chapultepec.