Nacional

Edomex pondrá a policías en transporte público para evitar asaltos

El comisionado de Seguridad  informó que 2 mil 400 policías abordarán los autobuses de transporte público y acompañarán el viaje de base a base, para evitar actos ilícitos y proteger a los pasajeros en las principales rutas del Valle de México.
Eulalio Reyes/Corresponsal
07 octubre 2015 14:44 Última actualización 07 octubre 2015 14:45
Asaltos Estado de México

El comisionado de Seguridad dijo que los policías revisarán a los pasajeros sospechosos. (Especial)

CUAUTITLÁN IZCALLI. Ante los constantes asaltos en municipios del norponiente del Valle de México, el gobierno del Estado de México puso en marcha un operativo donde al menos dos policías estatales viajarán con los pasajeros de 4 mil 300 unidades del transporte público por día.

El comisionado de Seguridad en la entidad, Eduardo Valiente Hernández, informó que un total de 2 mil 400 elementos de la Comisión Estatal de Seguridad Ciudadana abordarán, en horas pico, los autobuses y acompañarán el viaje de base a base, para evitar actos ilícitos y proteger a los pasajeros en las principales rutas del Valle de México.

Detalló al subir al autobús, los dos uniformados se deben identificar ante los pasajeros, hacer una revisión ocular, y si es necesario, una revisión física, mientras un elemento se queda en la entrada de la unidad y otro en la puerta trasera y acompañan al pasaje desde la base hasta la terminal; “de esta forma se logra una cobertura diaria de 4 mil 300 vehículos”.

En rueda de prensa a un costado de la autopista México-Querétaro, en el municipio de Cuautitlán Izcalli, el mando policial consideró que de esta forma se refuerza la revisión en 240 puntos de revisión del transporte público contemplados en el Plan Tres.

Sin embargo, reconoció que en las estadísticas hay un incremento del 10 y 12 por ciento el número de asaltos debido a que los ciudadanos cada vez denuncian más

Finalmente, el funcionario estatal manifestó que hasta septiembre, fueron detenidas 5 mil 600 personas, de las cuales mil 600 fueron remitidos ante el Ministerio Público por el delito de robo, portación de drogas o armas, y el resto ante oficiales calificadores por faltas administrativas.