Nacional

Dos entidades podrían conocer la alternancia

Inseguridad, diferencias entre el INE y el Tribunal Electoral, acusaciones que van desde vincular a los candidatos con el crimen organizado hasta la pederastia, así es el preludio de las elecciones del 5 de junio.
Mario Carbonell
25 mayo 2016 23:4 Última actualización 26 mayo 2016 5:0
Especial comicios

Especial comicios


Dos estados con posibilidades reales de conocer la alternancia –Veracruz y Tamaulipas–, el reconocimiento de la autoridad electoral de problemas por inseguridad en Tamaulipas, cuestionamientos a consejeros locales en tres entidades, fuertes diferendos entre el INE y el Tribunal Electoral, así como una ola de denuncias y acusaciones –algunas formales– que van desde presuntos vínculos con el crimen hasta enriquecimiento ilícito e incluso pederastia, son los componentes que han marcado el proceso electoral en curso.

Más de 37 millones de mexicanos están convocados a las urnas para el 5 de junio en una jornada en que se elegirán 549 ayuntamientos, 448 diputados locales y 12 gubernaturas, así como 60 diputados para la Asamblea Constituyente de la Ciudad de México.

La incursión con mayor presencia de los candidatos independientes, el estreno de la figura de los Organismos Públicos Locales (OPL) que llevan las riendas de los comicios estatales, y el inédito mecanismo para elegir constituyentes son los nuevos elementos que distinguen este proceso electoral.

Sin duda, las acusaciones contra candidatos de unos y otros partidos de vínculos con el crimen –el caso más sonado ha sido el señalamiento a Francisco García Cabeza de Vaca, candidato panista en Tamaulipas– han acaparado los reflectores.

La diferencia de criterios entre el Instituto Nacional Electoral y el Tribunal Electoral, así como lagunas en la legislación en la materia provocaron momentos de incertidumbre en Zacatecas y Durango donde, por unos días, los candidatos de Morena, David Monreal y Guillermo Favela, respectivamente, estuvieron fuera de la contienda.

La batalla parricida en Veracruz con los primos Yunes, Linares por el PAN y Landa por el PRI, llegó a niveles de agresión inesperados por tratarse de integrantes de una misma familia.

La apuesta de los principales partidos políticos –PRI, PAN, PRD y Morena– no es menor para este 5 de junio, pues las dirigencias nacionales ven aquí la antesala de la elección presidencial de 2018.