Nacional

Cero tolerancia a funcionarios vinculados con el crimen: Aureoles

El gobernador de Michoacán lamentó que los policías municipales estuviesen a las órdenes de las células criminales que operaban en la zona y que además contaban con la protección de muchos alcaldes.
Arturo Estrada/Corresponsal
12 noviembre 2015 14:56 Última actualización 12 noviembre 2015 14:56
Silvano Aureoles

Silvano Aureoles visitó 'La Ruana', donde sostuvo un encuentro con productores del campo. (@Silvano_A)

MORELIA.- El gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, llamó a la unidad y a la reconciliación de los habitantes de las región de la Tierra Caliente, y remarcó que habrá "cero tolerancia para los servidores públicos que se vinculen con el crimen organizado".

En este sentido, el mandatario estatal recordó que en administración gubernamentales anteriores existieron complicidades con la delincuencia organizada, lo cual generó graves problemas de inseguridad y falta de desarrollo en todo el estado.

En La Ruana, Aureoles Conejo lamentó que los policías municipales estuviesen a las órdenes de las células criminales que operaban con toda impunidad y protección de muchos alcaldes que respondían a intereses ajenos a la población.

Por ello, el gobernador recordó que el pasado lunes signó con el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, el arranque del proceso del Mando Policial Unificado a fin de tener policías certificados y confiables.

Más adelante, advirtió que los policías que no acrediten los exámenes de control y confianza que se les practicarán, quedarán al margen de las corporaciones.

En la tierra en donde surgieron los grupos armados de autodefensas el pasado 24 de febrero de 2013, Silvano Aureoles reconoció que hombres y mujeres defendieron con valor sus bienes y su seguridad frente a los grupos delictivos.

Empero, el gobernador de extracción perredista reiteró que no se permitirán grupos civiles armados en el estado, pues la seguridad pública es una responsabilidad exclusiva del gobierno.

Aureoles entregó implementos para los productores del campo y se comprometió a mejorar las condiciones de seguridad y de desarrollo social en la fustigada región de la Tierra Caliente.