AMLO mandará a funcionarios al IMSS o ISSSTE... él va a Médica Sur
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

AMLO mandará a funcionarios al IMSS o ISSSTE... él va a Médica Sur

COMPARTIR

···

AMLO mandará a funcionarios al IMSS o ISSSTE... él va a Médica Sur

López Obrador dijo que en el gobierno deben usar servicios médicos públicos 'para que vean lo que se siente'.

El candidato tabasqueño ingresó al Hospital Médica Sur con un cuadro de 'infarto agudo al miocardio' en 2013.

Rivelino Rueda
09/04/2018
Actualización 30/11/-1 - 0:36

Aunque ha advertido en sus últimos mítines de campaña que todos los altos funcionarios del gobierno federal se atenderán en el IMSS, en el ISSSTE o en el Seguro Popular, “para que vean lo que se siente”, Andrés Manuel López Obrador optó por utilizar servicios de salud privados cuando sufrió un infarto al miocardio en diciembre de 2013.

Durante sus giras por estados del norte del país, el candidato de la alianza Juntos Haremos Historia (Morena-PES-PT) ha puntualizado que de ganar los comicios se cancelará el servicio médico privado para los altos funcionarios públicos.

“No habrá atención médica privada. Los altos funcionarios públicos gastan hasta 6 mil millones de pesos (…). Hasta se estiran (por cirugía plástica) a costa del erario. Ahora irán (a estirarse) al Seguro para que vean lo que se siente”, enfatizó el político tabasqueño en San Pedro de las Colonias, Coahuila, y en San Francisco del Rincón, Guanajuato.

Sin embargo, el 4 de diciembre de 2013, cuando inició la discusión de la reforma energética del presidente Enrique Peña Nieto en el Senado, López Obrador ingresó al Hospital Médica Sur con un cuadro de “infarto agudo al miocardio”.

Aunque no era funcionario público ni trabajador de una empresa, el tres veces candidato presidencial se decantó por los servicios de salud privados en lugar de los que ofrecen el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales para los Trabajadores del Estado (ISSSTE), el Sector Salud federal o de Ciudad de México, o el Instituto Nacional de Cardiología. López Obrador salió del hospital privado tras cuatro días y se le recomendó un mes de reposo.

Para ese entonces, el tabasqueño ya había renunciado a su militancia en el PRD, se encontraba en el proceso de organización para que Morena recibiera su registro como partido y estaba listo para encabezar las cadenas humanas que bloquearon el Senado en la discusión de la reforma energética.

Los seguros de gastos médicos mayores, como del que echó mano López Obrador, tienen costos que van de los 22 a los 150 mil pesos anuales, de acuerdo a datos de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

En otro orden, el candidato presidencial morenista dio un voto de confianza al ofrecimiento que hizo el presidente del Instituto Nacional Electoral, Lorenzo Córdova, en el sentido de que “no habrá fraude electoral y no se caerá el sistema”.

“Eso es lo que se necesita, que no vaya a suceder lo de 2006 que no se dieron a conocer los resultados, porque arreglaron los paquetes electorales para imponer a Felipe Calderón”, señaló.

Al encabezar un mitin de campaña en el municipio de Lagos de Moreno, Jalisco, y luego de que afirmó en la víspera que las Fuerzas Armadas “no pueden estar disparando a diestra y siniestra” para combatir la inseguridad y la violencia en el país, López Obrador declaró que de ganar el 1 de julio “no se va a utilizar la fuerza y la represión” en el combate al crimen organizado.

Sostuvo que, “aunque no le guste a los conservadores”, su gobierno va a atender las causas que originaron la inseguridad y la violencia.

Ayer estuvo acompañado por el candidato a gobernador de la alianza Morena-PES-PT en Jalisco, Carlos Lomelí; del senador expanista José María Martínez, así como del coordinador regional de campaña, Marcelo Ebrard.