Nacional

Sospechan de corrupción en casa de la esposa de Graco

Directivos inmobiliarios de Morelos y la CDMX consideraron que la compra de la casa en Cuernavaca de Elena Cepeda podría estar relacionada con prácticas irregulares, evasión fiscal e incluso corrupción.
Héctor Gutiérrez | Anabel Clemente 
21 agosto 2017 22:29 Última actualización 22 agosto 2017 5:0
Elena Cepeda. (Tomada de @DIF_Morelos)

Elena Cepeda, la esposa de Graco Ramírez, adquirió una vivienda en una zona exclusiva de Cuernavaca a un precio inferior a su valor. (Tomada de @DIF_Morelos)

Directivos de empresas dedicadas a ramo inmobiliario en Morelos y en la Ciudad de México coinciden: la compra de la casa de Elena Cepeda en el Fraccionamiento Bondies, de Cuernavaca “huele a corrupción”.

Juan Alberto Salcedo, uno de los más prestigiados corredores inmobiliarios de Morelos aseguró que “esa casa valía en el mercado más del doble. Si le rascan encontrarán que por fuera pagó una fuerte suma de dinero no declarada, lo que se llama evasión fiscal”.

Consultado al respecto, Fernando Romo Cuéllar, director general de la empresa Romo Vende, SA de CV, señaló: “son dos las razones por las cuales un bien inmueble es declarado con un valor inferior al real: evasión de impuestos y, tratándose de un político, ocultar lo que verdaderamente se pagó”.

Romo Cuéllar aseguró que “existen varios filtros para evitar que esto se presente, uno de ellos es el notario público, que debe conocer perfectamente, por la zona en que se encuentran, cuáles son los valores de un predio y los valores de un metro cuadrado de construcción.

“Así, si los valores reportados en un avalúo en una transacción de compraventa no se corresponden con los reales, como es el caso de esta casa en Cuernavaca, el notario tiene la obligación de verificar el inmueble con la ayuda de sus colaboradores de la notaría, quienes tendrán que hacer un nuevo avalúo y certificar las características del inmueble y establecer y precio real”, dijo.

Asimismo señaló que “muchas veces, las empresas dedicadas al avalúo, aunque no se debe hacer, se prestan para este tipo de corruptelas, pero los notarios públicos están apercibidos de que este tipo de negocios no se pueden hacer, so pena de perder su notaría”.

(Para ampliar la imagen haz clic aquí)


EL REGISTRO

Como se detalló en la información publicada en El Financiero, el avalúo de la casa adquirida por la esposa del gobernador corrió a cargo de la empresa J&J arquitectos y asociados, S.C. y en éste se asentó que el valor de los dos mil 269 metros cuadrados de que consta el inmueble costaban 5 millones 305 mil 920 pesos con 36 centavos, es decir, dos mil 338 pesos y 44 centavos por metro cuadrado.

Asimismo, esta empresa valuó los 820 metros cuadrados de construcción en 2 millones 694 mil 218 pesos y 71 centavos, es decir, 3 mil 285 pesos y 63 centavos por metro cuadrado.

Sin embargo, de acuerdo con el testimonio de Juan Alberto Salcedo, “en esa colonia el precio por metro cuadrado de terreno oscila los 6 mil pesos, mientras que el metro cuadrado de construcción está aproximadamente en 5 mil pesos”.

De esta forma podría establecerse que el valor real de la casa es de 17 millones 714 mil pesos y no los 8 millones que Elena Cepeda pagó por ella.

ALGUIEN MIENTE
De acuerdo con la 3de3 del gobernador, su salario anual en 2016, ascendía a un millón 239 mil 568 pesos. Declaró que su esposa no recibía ningún ingreso y que era dueño de tres casas, su pareja de una, las cuatro adquiridas a crédito.

Sin embargo, en su declaración, Cepeda asegura que la compra de esta casa fue producto de la venta no de uno sino de dos departamentos a su nombre. Así, de las cuatro casas que declaró el gobernador, la más cara es de 8 millones de pesos; sin embargo, es propiedad tanto del declarante como de la cónyuge, y fue adquirido a crédito.

El gobernador afirmó no contar con vehículos y tener tres cuentas bancarias, una por menos de 100 mil y dos de entre 100 y 500 mil; otros bienes que pudieran sustentar las compras son la posesión de obras de arte y joyas, que ascienden a 700 mil y 300 mil pesos.