5 tips para mitigar la baja productividad debido al horario de verano
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

5 tips para mitigar la baja productividad debido al horario de verano

COMPARTIR

···

5 tips para mitigar la baja productividad debido al horario de verano

El cambio de horario causa confusión y afecta el desempeño profesional en muchos aspectos. Por eso estos consejos serán de gran apoyo.

Porque es un hecho que desequilibra el ciclo circadiano, lo que trae como consecuencia cambios en el estado de ánimo, humor, sueño y falta de concentración.

Redacción
06/04/2018
El cambio en el horario afecta el desempeño profesional en muchos aspectos.

El horario de verano, que entró en vigor el 1 de abril, busca aprovechar al máximo la luz natural del día y ahorrar energía.

De acuerdo con la Comisión Federal de Electricidad, en 2016 se ahorraron 975.28 gigawatts hora, energía suficiente para abastecer el consumo de 561 mil casas habitación durante todo un año.

El cambio de horario puede parecer una acción mínima en nuestros hábitos, pero es una realidad que a muchos les causa confusión: la gente llega tarde a reuniones, pierde vuelos de avión y en general enfrenta algo más de estrés en su vida cotidiana lo que en el ámbito laboral resulta en una baja en la productividad.

Tiene una explicación: lo que ocurre en el cuerpo es algo similar a lo que pasa con el jet lag en viajes largos en los que se pasa de un huso horario a otro. Es como si viajáramos hacia el este al perder una hora. Esto desequilibra el ciclo circadiano, lo que trae como consecuencia cambios en el estado de ánimo, humor, sueño y falta de concentración.

Esta situación afecta el desempeño profesional en muchos aspectos. Por ejemplo, según un estudio realizado por la Asociación Americana de Psicología, durante el periodo de adaptación se da un incremento importante de cyberloafing, es decir, el tiempo que pasan los empleados navegando en internet para fines personales o recreativos en horarios de trabajo.

Otra investigación publicada en la revista de Psicología Aplicada descubrió que “en comparación con otros días, los lunes inmediatamente después del cambio al horario de verano —en el que se pierde una hora— los trabajadores sufren más lesiones en el lugar de trabajo".

Las empresas pueden mitigar sus efectos con la implementación de un programa temporal de incentivos que propicie mejores hábitos entre los colaboradores y que repercutan positivamente en el cumplimiento de los horarios de trabajo y su salud.

“Motivar a los empleados a través de incentivos de productividad y puntualidad al interior de las empresas pueden propiciar que durante este periodo de adaptación los trabajadores tengan un objetivo por el cual llegar a tiempo”, explica Thierry Guihard, director general de Sodexo, empresa especializada en servicios que mejoran la calidad de vida de los empleados.