Mundo

¿Trump cae en 'explicación no pedida...'?

El presidente de Estados Unidos abordó preguntas de reporteros sobre el caso de la información confidencial que dio a Rusia, pero su respuesta sembró más dudas sobre la fuente de la información.
Bloomberg
22 mayo 2017 16:22 Última actualización 22 mayo 2017 16:42
Trump en israel

Trump en israel (reuters)

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo que nunca mencionó a Israel durante una conversación en la Oficina Oval con funcionarios rusos en la que supuestamente reveló información de inteligencia sensible recopilada por un aliado estadounidense no identificado.

Sus comentarios a los periodistas en Jerusalén, que se dieron antes de una reunión este lunes con el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, parecían confirmar que Israel era la fuente.

Los cuestionamientos de la prensa tomaron al mandatario estadounidense fuera del discurso controlado con el cual se había manejado los últimos días.

Trump soltó una defensa de su conducta en la reunión del 10 de mayo con los diplomáticos cuando un reportero estadounidense preguntó a Netanyahu en una sesión fotográfica si el primer ministro israelí estaba preocupado por compartir información confidencial con Estados Unidos.

Ante lo que el israelí respondió que la "cooperación de inteligencia entre EU e Israel es fantástica y que nunca ha sido mejor".

Cuando los periodistas se preparaban para marcharse, Trump intervino.

"Nunca mencioné la palabra o el nombre Israel, nunca fue mencionado durante esa conversación. Todos dicen que lo hice", dijo Trump. "Así que tienen otra historia equivocada. Nunca mencioné la palabra Israel".

Ninguna pregunta hacia los líderes, ni la respuesta de estos mencionaron Rusia, pero ambas tenían como referencia los reportes en los que se señalaba que Trump había proporcionado información de inteligencia al ministro de asuntos exteriores ruso Sergei Lavrov y al embajador en EU Sergey Kislyak.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, reveló información altamente clasificada al ministro de Relaciones Exteriores ruso en su reunión de la semana pasada, por lo que pudo haber puesto en riesgo una fuente de inteligencia relativa a Estado Islámico, dijo el lunes el Washington Post.

El presidente compartió tantos detalles, dijo el Post, que espías rusos y, potencialmente, sus aliados de Irán y Siria serían capaces de averiguar las fuentes y los métodos que un aliado de Estados Unidos ha utilizado para penetrar en el funcionamiento interno de las operaciones del grupo terrorista en Siria.

El New York Times informó más tarde que el aliado que proporciona la inteligencia para los Estados Unidos es Israel. Ninguno de los gobiernos ha confirmado el informe.