Mundo

Talibanes afganos se reúnen tras muerte de su líder en ataque de EU

Miembros de alto rango confirmaron que su principal shura, o consejo de líderes, se reunió para analizar la sucesión del mulá Akhtar Mansour, en un intento por prevenir divisiones entre las distintas facciones del movimiento.
Reuters
23 mayo 2016 8:51 Última actualización 23 mayo 2016 8:51
Mulá Akhtar Mansour

Los tailbanes deberán elegir al sucesor del mulá Akhtar Mansour, muerto en un ataque aéreo de los Estados Unidos. . (Reuters)

HANOI/KABUL.- Los máximos representantes de los talibanes afganos se reunieron para acordar un sucesor del mulá Akhtar Mansour, el líder del movimiento militante que, según confirmó el presidente de Estados Unidos, murió en un ataque aéreo el fin de semana.

Los talibanes no han hecho hasta ahora una declaración oficial sobre Mansour, quien asumió la dirección del grupo el año pasado. Pero miembros de alto rango confirmaron que su principal shura, o consejo de líderes, se reunió para analizar la sucesión en un intento por prevenir divisiones entre las distintas facciones del movimiento.

El presidente estadounidense, Barack Obama, que está realizando una visita de tres días a Vietnam, reiteró el apoyo al Gobierno pro-occidental de Kabul y a las fuerzas de seguridad afganas, y pidió a los talibanes unirse a las estancadas conversaciones de paz.

Obama autorizó el ataque con aviones teledirigidos que provocó la muerte de Mansour, que ocurrió el pasado sábado en una región remota en el lado paquistaní de la frontera con Afganistán. Las autoridades afganas calificaron la misión como un éxito.

Sin embargo, funcionarios estadounidenses se abstuvieron de confirmar que el líder talibán había muerto en el ataque hasta que sus autoridades de inteligencia evaluaran la situación.

Autoridades paquistaníes han dicho que el ataque del avión no tripulado violó la soberanía del país, pero la reacción de Islamabad ha sido relativamente moderada, en momentos en que sigue habiendo una serie de interrogantes sobre lo que sucedió exactamente.

Tras calificar la operación como "un hito importante", Obama destacó que Mansour rechazó las conversaciones de paz y seguía realizando ataques contra las fuerzas estadounidenses y de la coalición.

"Los talibanes deberían aprovechar la oportunidad de seguir el único camino real para poner fin a este largo conflicto: unirse al Gobierno afgano en el proceso de reconciliación que conduce a la paz duradera y a la estabilidad", dijo el mandatario.