Mundo

Rinden homenaje a opositor Payá sin personalidades extranjeras

La organizadora del evento, Rosa María Payá, premió en ausencia a Almagro con la distinción “Oswaldo Payá, libertad y vida”, ante la presencia de casi medio centenar de personas entre opositores cubanos, periodistas extranjeros y diplomáticos de Estados Unidos, Suecia y República Checa, sin intervención policial.
Corresponsal Vivían Núñez 
22 febrero 2017 19:58 Última actualización 22 febrero 2017 19:58
Rosa María Payá (Tomada de @RosaMariaPaya)

Rosa María Payá (Tomada de @RosaMariaPaya)

Con la ausencia del principal invitado, el Secretario General de la OEA, Luis Almagro, opositores cubanos rindieron hoy homenaje al extinto líder disidente Oswaldo Payá, acontecimiento que el gobierno cubano calificó de “abierta y grave provocación”, dirigida a generar inestabilidad interna, dañar la imagen del país y afectar las relaciones diplomáticas de Cuba con otros Estados.

La organizadora del evento, Rosa María Payá, premió en ausencia a Almagro con la distinción “Oswaldo Payá, libertad y vida”, en la sala de su casa, en la barriada capitalina del Cerro, ante la presencia de casi medio centenar de personas entre opositores cubanos, periodistas extranjeros y diplomáticos de Estados Unidos, Suecia y República Checa, sin intervención policial.

"Estamos felices de hacer esto con los que han podido llegar hasta aquí", dijo la hija de Payá.

Rosa María, quien reside la mayor parte del tiempo en Estados Unidos,
criticó duramente lo que llamó de agresión contra Almagro y la ex ministra chilena Mariana Aylwin, a quienes el gobierno cubano les negó la entrada al país. Las autoridades cubanas también negaron la visa al ex presidente mexicano Felipe Calderón, provocando la desaprobación de las autoridades de Chile y México.

El gobierno cubano aseguró que se trata de “un premio inventado por un grupúsculo ilegal anticubano, que opera en contubernio con la ultraderechista Fundación para la Democracia Panamericana” y añadió que “al espectáculo serían arrastrados el propio Almagro y algunos otros personajes derechistas que integran la llamada Iniciativa Democrática para España y las Américas (IDEA)”.

Señaló una declaración de la cancillería que “al conocer de estos planes y haciendo valer las leyes que sustentan la soberanía de la nación, el gobierno cubano decidió negar el ingreso al territorio nacional a ciudadanos extranjeros vinculados con los hechos descritos”.

“En cuanto a Almagro y la OEA, no nos sorprenden sus declaraciones y actos abiertamente anticubanos”, precisó la declaración, tras apuntar que “en muy corto tiempo al frente de esa organización, se ha destacado por generar, sin mandato algunos de los estados miembros, una ambiciosa agenda de autopromoción con ataques contra gobiernos progresistas como Venezuela, Bolivia y Ecuador”.