Mundo

Putin ordena "liquidar" al EI por caída del Airbus

Rusia reconoció que fue una bomba en el avión lo que hizo que explotara; el gobierno de Egipto aún no confirma las causas del accidente. 
Agencias 
17 noviembre 2015 21:10 Última actualización 18 noviembre 2015 5:0
El lídel ruso prometió dar con los responsables. (Reuters)

El lídel ruso prometió dar con los responsables. (Reuters)

MOSCÚ.- Al reconocer que una bomba derribó el 31 de octubre el Airbus 321, que costó la vida a 224 personas sobre la península del Sinaí, el presidente de Rusia, Valdimir Putin, ordenó localizar y liquidar a los responsables del atentado.

Amparado en el artículo 51 de las Naciones Unidas (ONU), que contempla el derecho de los Estados a la autodefensa, aseguró que “los buscaremos estén donde estén y los encontraremos en cualquier rincón del mundo”.

En una reunión con el jefe del Servicio Federal de Información de Rusia (FSB, antiguo KGB), Alexander Bortnikov, para dar los últimos datos sobre los resultados de la investigación del siniestro aéreo en el Sinaí, el mandatario prometió perseguir a los responsables.

“Esto no prescribe, necesitamos saber todos sus nombres”, dijo Putin. “Vamos a salir a buscarlos donde se escondan. Los encontraremos en cualquier lugar de la tierra y los castigaremos”, advirtió.

Tras la caída del avión, el Estado Islámico (EI) se adjudicó el atentado y afirmó que era en represalia por la campaña rusa de ataques aéreos contra los yihadistas en Siria . El grupo advirtió a Putin que también lo atacarían “en su casa”.

EGIPTO LO NIEGA

Sin embargo, el primer ministro egipcio, Sherif Ismail, dijo que todavía no puede confirmar las causas del siniestro del avión ruso que volaba de Sharm al Sheij, en Egipto, a San Petersburgo.

El ministro de Aviación Civil, Husam Kamal, afirmó que la Comisión de Investigación internacional liderada por su país aún no ha confirmado los motivos del accidente y que las causas serán anunciadas “de inmediato” cuando terminen las investigaciones.

El primer ministro aseguró que Egipto va a colaborar con las autoridades rusas para “acabar con el terrorismo” y que su gobierno está en contacto directo con Moscú.

El Consejo de Ministros egipcio se reunió en Sharm al Sheij, desde donde despegó el Airbus 321, con el fin de tranquilizar al mundo sobre la seguridad en las ciudades turísticas de Egipto y hacer que regresen de nuevo los vacacionistas al país.