Putin califica de 'escoria' a Skripal
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Putin califica de 'escoria' a Skripal

COMPARTIR

···

Putin califica de 'escoria' a Skripal

El presidente ruso dijo que el exagente no le interesaba al Kremlin desde que fue enjuiciado en Rusia y enviado a Inglaterra en un intercambio de espías en 2010.

03/10/2018
Actualización 03/10/2018 - 12:39
Vladimir Putin, presidente de Rusia
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

MOSCÚ.- Con una mueca despectiva, Vladimir Putin calificó este miércoles de traidor y "escoria" al exespía que fue envenenado con un agente neurotóxico de nivel militar en Gran Bretaña, pero descartó la idea de que Rusia fuera el responsable del ataque con la neurotoxina.

Fue la primera vez que el presidente ruso condenara directamente a Serguei Skripal, quien pasó semanas hospitalizado con su hija luego de que ambos fueron envenenados en la ciudad de Salisbury en marzo.

Los funcionarios británicos afirman que el ataque contra los Skripal fue aprobado “a un alto nivel del estado ruso”, una acusación que Moscú ha negado furiosamente.

“Es sólo un espía, un traidor a la madre patria”, dijo Putin durante un panel de discusión en un foro internacional de energía. “Piénsalo como un ciudadano, ¿cuál sería tu actitud hacia alguien que traicionó a tu propio país? Es simplemente escoria”.

Putin reiteró que Rusia no tenía motivo para atacar a Skripal, un exagente del servicio de inteligencia militar ruso GRU que fue sentenciado en 2006 a 13 años en prisión por espiar para Gran Bretaña. Fue puesto en libertad en 2010 como parte de un acuerdo de intercambio de espías y se mudó al Reino Unido.

“No había motivo para envenenarlo”, dijo Putin, quien también fue agente de inteligencia, en su caso de la KGB. “Fue capturado, sancionado, cumplió un total de cinco años en prisión y lo dejamos ir”.

Agregó en tono sarcástico que el “espionaje y la prostitución son de las profesiones más importantes”.

Al preguntársele sobre las sanciones internacionales contra Rusia causadas por el envenenamiento del 4 de marzo, Putin denunció lo que describe como una “campaña de información” sobre el caso y dijo que Londres ha obstruido la propuesta de Moscú de llevar a cabo una pesquisa conjunta.

El envenenamiento aumentó aún más las tensiones entre Rusia y el Occidente, y provocó una oleada de expulsiones de diplomáticos en donde cientos de enviados fueron expulsados tanto de Rusia como de los países occidentales.

Reino Unido acusó a dos rusos, identificados como Alexander Petrov y Ruslan Boshirov, de tratar de asesinar a Skripal y a su hija Yulia; Moscú ha negado tener relación con los dos hombres.

El ataque dejó hospitalizados a los Skripal durante varias semanas y meses después dos vecinos resultaron gravemente enfermos. Uno de ellos, una mujer de 44 años de edad, falleció posteriormente.