Mundo

Policía reconstruye viaje a Italia del autor del ataque en Berlín

De acuerdo a la reconstrucción de la policía italiana, Anis Amri hizo un recorrido a través de Europa luego de escapar de Alemania y que no existe ninguna prueba de que el hombre haya pasado por Amsterdam, como se había informado.
Notimex
28 diciembre 2016 11:22 Última actualización 28 diciembre 2016 11:23
Anis Amri

(Reuters)

ROMA.- El tunecino Anis Amri, autor del atentado del 19 de diciembre que dejó 12 muertos en Berlín, Alemania, llegó a Milán, donde murió en un tiroteo el pasado 23 de diciembre, desde Francia, y no existen pruebas de que haya pasado por Holanda.

De acuerdo a la reconstrucción hecha por investigadores de la policía italiana, coordinados por el responsable de Antiterrorismo de Milán, Alberto Nobili, Amri hizo un recorrido a través de Europa luego de escapar de Alemania.

Según fuentes policiales, concluyeron que no existe ninguna prueba de que el hombre haya pasado por Amsterdam, como se había informado después de que fuera encontrada entre sus pertenencias una tarjeta telefónica SIM holandesa.

Al parecer, la tarjeta no había sido usada y Amri podría haberla obtenido de terceras personas que habría encontrado durante su fuga.

Medios franceses y holandeses habían informado que el tunecino tomó un autobús en Amsterdam con destino a Lyon, Francia, desde donde viajó en tren a Turín y de ahí a Milán.

Según la fuentes italianas, en su trayecto italiano, Amri hizo una escala en la localidad de Bardonecchia y de ahí se trasladó a Turín, a donde llegó poco después de las 20:00 hora local del 22 de diciembre pasado.

En la estación de trenes de esa última ciudad estuvo vagando unas dos horas antes de comprar un boleto para Milán, a donde arribó en torno a la medianoche del jueves, añadió la policía, que difundió una foto hecha al hombre por una videocámara de seguridad.

De la estación central milanesa se trasladó en otro tren regional al barrio Sesto San Giovanni, donde alrededor de las 03:00 horas del 23 de diciembre cayó en un control rutinario de la policía y murió abatido tras disparar a los dos agentes que le pidieron los documentos de identificación.

En tanto, la policía italiana esperaba la llegada desde Alemania de un “clon” de la bala que el tunecino habría disparado contra el chofer polaco del trailer que secuestró y con el que realizó el atentado en un mercado navideño berlinés.

Según medios locales, los investigadores esperan que el “clon” (una copia hecha con resina) sea compatible con las balas de la pistola calibre 22 que Amri disparó a los agentes italianos que lo detuvieron.

Mientras, la fiscalía alemana confirmó que un presunto cómplice del tunecino fue arrestado hoy.