Mundo

Policía de Venezuela muere tras recibir disparo durante protesta

El agente resultó herido luego de que este miércoles manifestantes protestaran en contra de la suspensión al proceso para realizar un referéndum revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro.
Reuters
26 octubre 2016 20:5 Última actualización 26 octubre 2016 20:27
Un miembro de la Guardia Nacional de Venezuela, camina herido, luego del choque con manifestantes. (Reuters)

Un miembro de la Guardia Nacional de Venezuela, camina herido, luego del choque con manifestantes. (Reuters)

CARACAS.- Un agente de la policía de Venezuela murió el miércoles tras recibir un disparo en medio de una protesta de la oposición para presionar por la realización de un referéndum contra el presidente Nicolás Maduro, informó el Gobierno.

La Fiscalía abrió una investigación sobre el hecho, dijo el ministro de Relaciones Interiores y Justicia Néstor Reverol al canal estatal de televisión VTV.

Este miércoles, la oposición de Venezuela realizó una concentración multitudinaria en la capital del país para redoblar la presión para un cambio de Gobierno.

Durante el encuentro, convocó a una huelga general de 12 horas para el próximo viernes.

"Estamos convocando para el viernes a una huelga nacional, el país desierto el viernes, en protesta por la violación a nuestro derecho al voto", dijo el secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Jesús Torrealba, a un mar de gente en una autopista de la capital.

Además, planean marchar el próximo 3 de noviembre hacia el Palacio de Gobierno si el CNE no reactiva el proceso para convocar al plebiscito.

"Le exigimos al Gobierno que levante la decisión de suspensión del proceso y ponga fecha para el 20 por ciento", advirtió Henrique Capriles, líder opositor, sobre el porcentaje de firmas que debían recoger para dar inicio a la consulta.

Al otro lado de la ciudad, miles de seguidores del Presidente se congregaron junto al Palacio de Miraflores para mostrar su apoyo a la "revolución socialista".

"Hay dos opciones: dejar que ellos le hagan daño al país o salir a trabajar ¿Qué vamos a hacer? ¡Que el pueblo decida!", dijo Maduro, refiriéndose al llamado de huelga.

Y, enseguida, desafió los llamados a marchar hacia la sede del Gobierno: "Aquí estaré en este palacio que le pertenece al pueblo de Venezuela. A este Palacio de Miraflores no vendrá ni entrará más nunca la oligarquía pitiyanqui de Venezuela".

A pesar de todo, Maduro insistió en dialogar con la oposición, aún cuando para sentarse sus adversarios exigen que se active el plebiscito, se libere a los "presos políticos" y se garantice la independencia de los poderes públicos.

En el resto de las principales ciudades del país, multitudes opositoras marcharon a las sedes del árbitro electoral y los tribunales en protestas que terminaron en enfrentamientos con las fuerzas del orden.