Mundo

Persisten discrepancias entre Irán y las potencias

01 febrero 2014 10:15 Última actualización 09 noviembre 2013 10:54

 [Teherán se niega a suspender sus trabajos en un reactor productor de plutonio. / Reuters]  


AP
Ginebra.- Irán y las seis potencias mundiales siguen sin alcanzar un acuerdo sobre el programa nuclear de Teherán porque éste se niega a suspender sus trabajos en un reactor productor de plutonio dijo el sábado el canciller francés Laurent Fabius.
También hay diferencias porque Irán rechaza reducir sus existencias de uranio enriquecido a un nivel que no pueda ser transformado rápidamente en la fuente primaria de una bomba atómica.
Las declaraciones de Fabius a la Radio France-Inter dieron los primeros detalles de los obstáculos en las conversaciones de Ginebra, que cumplen su tercera jornada. Fabius, el secretario de Estado norteamericano John Kerry, el canciller ruso Serguei Lavrov y sus contrapartes de Gran Bretaña y Alemania negocian con Irán en esa ciudad.
Fabius mencionó las discrepancias en torno al reactor iraní de Arak, al sudeste de Teherán, que podría producir suficiente plutonio para varias ojivas nucleares al año cuando entre en funcionamiento. Agregó que también había desacuerdos sobre los esfuerzos para limitar el enriquecimiento de uranio iraní a niveles que necesitarían un enriquecimiento posterior sustancial para usarlo en un arma.
Las seis potencias que negocian con Irán prevén un levantamiento parcial de las sanciones que han dañado severamente a la economía del país. A cambio exigen que reduzca su producción de uranio enriquecido.
Un diplomático occidental que se encuentra en Ginebra para participar en las negociaciones indicó a The Associated Press que los franceses demandan a los iraníes condiciones más duras que las aceptadas por los socios negociadores de Francia. Esa posición fue confirmada por otro diplomático occidental. Ninguno dio detalles específicos y pidieron quedar en el anonimato por no estar autorizados a comentar las gestiones diplomáticas.
Irán niega que esté tratando de fabricar armas nucleares, tiene en funcionamiento más de 10,000 centrifugadoras que han producido toneladas de material que puede ser enriquecido aún más para montar ojivas nucleares. Tiene además casi 200 kilos (400 libras) de uranio altamente enriquecido en un estado que puede ser transformado con fines bélicos más rápidamente. Los especialistas sostienen que 250 kilos (550 libras) de uranio enriquecido al 20% son necesarios para producir una sola ojiva nuclear.
Fabius dijo que Irán se opone a suspender los trabajos en Arak mientras las conversaciones.