Mundo

Papa Francisco clama por la paz en el mundo

12 febrero 2014 5:27 Última actualización 31 marzo 2013 10:54

[Reuters]El mensaje de Pascua lo pronunció desde el balcón central de la Basílica de San Pedro. 



 
Notimex
 
Ciudad del Vaticano.- El Papa Francisco clamó hoy por la paz en el mundo, en especial en Siria, en la península coreana, en Mali, en el Congo y en la República Centroafricana, así como en otros focos de violencia.
 
En su mensaje de Pascua, pronunciado desde el balcón central de la Basílica de San Pedro y ante más de 200 mil personas que abarrotaron tanto la plaza vaticana como las zonas aledañas, el líder católico repasó los principales conflictos violentos que azotan a la humanidad.
 
Solicitó acoger la resurrección de Cristo y dejarse renovar por la misericordia de Dios, permitiendo que la fuerza de su amor transforme las vidas de todos los seres humanos, impulse a custodiar toda la creación, haga florecer la justicia y la paz.
 
Instó a pedir a Jesús resucitado que transforma la muerte en vida, que cambie el odio en amor, la venganza en perdón, la guerra en paz.
 
"Paz para Oriente Medio, en particular entre israelíes y palestinos, que tienen dificultades para encontrar el camino de la concordia, para que reanuden las negociaciones con determinación y disponibilidad, con el fin de poner fin a un conflicto que dura ya demasiado tiempo", dijo.
 
"Paz para Iraq, y que cese definitivamente toda violencia, y, sobre todo, para la amada Siria, para su población afectada por el conflicto y los refugiados que esperan ayuda y consuelo. Cuánta sangre derramada! y ¿cuánto dolor se debe causar todavía, antes de que se consiga encontrar una solución política a la crisis?", agregó.
 
Pidió la paz también para Africa, escenario de conflictos sangrientos: por Malí, para que vuelva a encontrar unidad y estabilidad; y por Nigeria, donde los atentados amenazan la vida de los inocentes y de niños que son siendo rehenes de grupos terroristas.
 
Llamó a la pacificación en el este la República Democrática del Congo y en la República Centroafricana, donde muchos se ven obligados a abandonar sus hogares y viven todavía con miedo.
 
También invocó la paz en Asia, sobre todo en la península coreana, para que se superen las divergencias y madure un renovado espíritu de reconciliación.
 
"Paz a todo el mundo, aún tan dividido por la codicia de quienes buscan fáciles ganancias, herido por el egoísmo que amenaza la vida humana y la familia, desgarrado por la violencia ligada al tráfico de drogas y la explotación inicua de los recursos naturales", exhortó.
 
"Paz a esta Tierra nuestra. Que Jesús Resucitado traiga consuelo a quienes son víctimas de calamidades naturales y nos haga custodios responsables de la creación", apuntó.
 
Desde el balcón de la basílica el Papa impartió su bendición "Urbi et Orbi" (a la ciudad y al mundo) y pronunció su discurso.
 
Anunció la resurrección de Cristo, que la Iglesia celebra este domingo de Pascua, y agradeció poder llegar a todas las casas y a todas las familias gracias a los medios de comunicación, en especial allí donde hay más sufrimiento, en los hospitales y en las cárceles.
 
Aseguró que gracias a la resurrección hay esperanza para ellos, ya no están bajo el dominio del pecado y del mal, porque ha vencido el amor y ha triunfado la misericordia.
 
"¿Qué significa que Jesús ha resucitado?. Significa que el amor de Dios es más fuerte que el mal y la muerte misma, significa que el amor de Dios puede transformar nuestras vidas y hacer florecer esas zonas de desierto que hay en nuestro corazón", sostuvo.
 
"Jesús no ha vuelto a su vida anterior, a la vida terrenal, sino que ha entrado en la vida gloriosa de Dios y ha entrado en ella con nuestra humanidad, nos ha abierto a un futuro de esperanza", explicó.
 
La Pascua es el éxodo, el paso del hombre de la esclavitud del pecado, del mal, a la libertad del amor y la bondad, porque Dios es vida, sólo vida, y su gloria es el hombre vivo.
 
Según el Papa Cristo murió y resucitó una vez para siempre y por todos, pero el poder de la resurrección, este paso de la esclavitud del mal a la libertad del bien, debe ponerse en práctica en todos los tiempos, en los momentos concretos de la vida, en la vida cotidiana.
 
"Cuántos desiertos debe atravesar el ser humano también hoy. Sobre todo el desierto que está dentro de él, cuando falta el amor de Dios y del prójimo, cuando no se es consciente de ser custodio de todo lo que el Creador nos ha dado y nos da", constató.
 
"Pero la misericordia de Dios puede hacer florecer hasta la tierra más árida, puede hacer revivir incluso a los huesos secos", estableció.
 
 
 
Todas las notas MUNDO
Huracán 'José' comenzará a debilitarse el miércoles: CNH
'María' prosigue su amenaza tras castigar Dominica
Rhode Island pagará derechos de renovación de 'dreamers'
España expulsa al embajador norcoreano por ensayos nucleares
Japón celebra expulsión de embajador norcoreano
Maduro limita el diálogo a reconocer la Constituyente
'María' toca tierra en Dominica
Trump quiere una pronta restauración democrática en Venezuela
'María' se fortalece a categoría 5 y se aproxima a Dominica
Xi y Trump hablan sobre sanciones para presionar a Norcorea: Casa Blanca
Trump forja alianzas dentro de la ONU, organismo que criticó
EU abandonará acuerdo climático de París, reitera asesor de Trump en ONU
'Dreamers' demandan al Gobierno de Trump por decisión de anular DACA
Se prevé que 'José' se mantenga como huracán hasta el martes
Potencias realizan ejercicios militares en Península Coreana
Trump cuestiona supervisión del acuerdo nuclear con Irán
Reino Unido propone tratado de seguridad con la UE tras el Brexit
Decomisa la policía propaganda en favor del referéndum catalán
Rechaza Maduro el pedido opositor para adelantar comicios
Cuatro estudiantes estadounidenses son atacadas con ácido en Francia
'María' ya es huracán y se dirige a zonas devastadas por 'Irma'
EU analiza volver al Acuerdo de París
Con video, Trump se burla de nuevo de Hillary Clinton
EU analiza cerrar su embajada en Cuba
Kim Jong Un, tema de plática entre Trump y homólogo sudcoreano