Mundo

OMS declara fin de la emergencia por virus del Zika

Sin embargo, el organismo dijo que aunque están 'rebajando' la importancia del virus está diseñando una estrategia, a largo plazo con medidas intensas, para enviar "el mensaje de que el Zika llegó para quedarse". 
Agencias
18 noviembre 2016 14:19 Última actualización 18 noviembre 2016 14:24
Etiquetas
zika

(Reuters)

GINEBRA.- La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró que el virus de Zika y las complicaciones neurológicas relacionadas ya no constituyen una emergencia internacional, pero dijo que seguirá trabajando en el brote a través de un "programa robusto".

La Comisión de Emergencia de la OMS, que declaró en febrero una emergencia de salud pública de preocupación internacional (PHEIC, por su sigla en inglés), dijo en un comunicado que "el virus de Zika y las consecuencias asociadas siguen siendo un importante desafío permanente a la salud pública que requiere de medidas intensas, pero ya no representa una PHEIC".

"Estamos rebajando la importancia del Zika, al ponerlo como un programa de trabajo más prolongado estamos enviando el mensaje de que el Zika llegó para quedarse", dijo Peter Salama, director ejecutivo del Programa de Emergencias Sanitarias de la OMS, en una conferencia de prensa.

 El organismo de las Naciones Unidas ha optado mejor por una estrategia de más largo plazo contra un virus que se ha propagado en diversos países de América Latina, el Caribe y otras latitudes.

David Haymann, jefe del Comité de Emergencia sobre el Zika, mencionó que se trata de un peligro "importante y duradero".

Casi 30 países han registrado casos de niños que nacieron con defectos relacionados con el Zika. La OMS dijo que más de 2 mil 100 casos de malformaciones del sistema nervioso fueron registrados solamente en Brasil.

El Zika se propaga principalmente mediante picadura de mosquitos, pero también es posible infectarse mediante relaciones sexuales.

La mayoría de las personas infectadas no enferman. El virus puede causar malestares leves como fiebre, sarpullido y dolor de coyunturas.

Con información de Reuters y AP