Mundo

Obama reconoce progresos en conversaciones nucleares con Irán

No obstante, el presidente de EU reiteró que está dispuesto a abandonar las conversaciones -que deberían alcanzar un acuerdo marco a finales de marzo- si Teherán no cumple las exigencias de Washington.
Reuters
08 marzo 2015 14:0 Última actualización 08 marzo 2015 14:2
Barack Obama cumple su advertencia y veta el proyecto del oleoducto Keystone XL. (AP)

Barack Obama cumple su advertencia y veta el proyecto del oleoducto Keystone XL. (AP)

WASHINGTON.- El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, aseguró que su país redujo las diferencias con Irán en las negociaciones sobre el armamento nuclear de este último, frente a la renovada advertencia de los republicanos de que cualquier acuerdo se enfrentará a una dura revisión en el Congreso.

"Hemos hecho progresos al reducir las brechas, pero aún existen", dijo Obama en una entrevista con el programa de CBS News "Face the Nation" grabada el sábado y emitida el domingo.

No obstante, reiteró que está dispuesto a abandonar las conversaciones -que deberían alcanzar un acuerdo marco a finales de marzo- si Teherán no cumple las exigencias de Washington.


El líder de la mayoría en el Senado, el republicano Mitch McConnell, aconsejó al presidente demócrata que no haga "el mal acuerdo que todo anticipamos que va a hacer". Agregó que Obama "no puede evitar al Congreso por siempre".

McConnell dijo a CBS que confía en obtener el apoyo de 67 de los 100 miembros del Senado "para reivindicar el papel histórico del Senado (...) en la revisión de asuntos de esta magnitud".

Se necesitan 67 votos para anular cualquier veto presidencial a una legislación relacionada con un acuerdo con Irán. El mismo número de votos sirve para ratificar tratados negociados por los presidentes con países extranjeros.

Argumentando que Irán está "fomentando los problemas" en países de Oriente Medio como Siria, McConnell advirtió también que el Senado "no puede ignorar todo este comportamiento a la hora de revisar un potencial acuerdo nuclear".

Las negociaciones con Irán se centran en restringir su capacidad de producir materiales que puedan ser usados en armas nucleares, permitiéndole desarrollar su energía nuclear.

En defensa de las conversaciones -muy criticadas por el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu-, Obama dijo en CBS que "Irán ha cumplido los términos del acuerdo, sabemos qué está ocurriendo sobre el terreno en Irán, no ha avanzado en su programa nuclear y hemos podido reducir su uranio altamente enriquecido al 20 por ciento en este tiempo" de negociaciones.

McConnell planeaba debatir esta semana en el Senado una ley que exija a Obama que presente cualquier acuerdo con Irán ante el Congreso para su aprobación.

Sin embargo, el viernes lo aplazó después de que los demócratas objetaron la oportunidad del momento.

Irán asegura que su programa nuclear tiene fines pacíficos, pero Washington y otros países temen que esté buscando de forma secreta conseguir la capacidad para construir una bomba.)