Mundo

Obama pide coraje político en la batalla por reforma a la ley de salud

El expresidente de los Estados Unidos dijo a los legisladores que discuten las reformas a la ley de salud que "no se necesita mucho coraje para ayudar a los que ya son poderosos. Pero sí se requiere valentía para defender a los vulnerables y los enfermos".
AFP
08 mayo 2017 8:38 Última actualización 08 mayo 2017 8:39
Barack Obama

(Reuters)

WASHINGTON.- El expresidente de Estados Unidos Barack Obama instó a los legisladores a actuar de acuerdo con su conciencia y a proteger a los estadounidenses vulnerables, en momentos en que un proyecto de ley republicano para reemplazar su sistema Obamacare será llevado al Senado.

En Boston, donde el domingo por la noche recibió el premio "Perfiles de Coraje" de la Fundación de la Biblioteca John F. Kennedy, Obama dijo: "el coraje significa no solo hacer lo que es políticamente conveniente, sino lo que en lo profundo de sus corazones creen que es lo correcto".

"Es mi ferviente esperanza que los miembros que hoy tiene el Congreso, sin importar el partido, estén dispuestos a constatar los hechos y decir la verdad incluso si contradice las posiciones partidarias", dijo Obama.

Los republicanos de la Cámara de Representantes aprobaron ajustadamente la semana pasada un proyecto de ley que deroga las reformas del Obamacare; una importante promesa de campaña del actual presidente Donald Trump.

Se espera que senadores republicanos moderados rechacen o ajusten varios elementos del proyecto. Varios han expresado su preocupación por el retiro del plan Medicaid, la cobertura limitada para los estadounidenses de bajos ingresos y una disposición que permite a las aseguradoras aumentar las primas para las personas con condiciones preexistentes, una práctica que la ley actual prohíbe.

"Espero que los actuales miembros del Congreso recuerden que en realidad no se necesita mucho coraje para ayudar a los que ya son poderosos, que ya están cómodos, que ya son influyentes. Pero sí se requiere valentía para defender a los vulnerables y los enfermos", agregó Obama.

Los republicanos culpan al Obamacare de aumentar las primas de los seguros, reduciendo las opciones para millones de personas.

Los demócratas replican que la ley ayudó a 20 millones de estadounidenses a obtener cobertura de salud y salvó miles de vidas al prohibir a las aseguradoras que nieguen pólizas a personas con condiciones médicas preexistentes.

Obama no mencionó a Trump durante su discurso, pero señaló que la política "sigue llena de división y discordia y enfrentamos el riesgo de refugiarnos en la tribu o el clan, o en la ira hacia aquellos que no se parecen a nosotros o no tienen nuestros mismos apellidos o no rezan como nosotros".

"En esos momentos, la valentía es necesaria. En esos momentos, necesitamos coraje para enfrentarnos al odio, no sólo en los demás sino en nosotros mismos", dijo.