Mundo

Obama no consideró sacar a Biden de su equipo en 2012: Casa Blanca

01 febrero 2014 7:15 Última actualización 02 noviembre 2013 14:20

  [Si alguien le hubiese presentado la idea, él se habría reído y abandonado la habitación: Jay Carney. / Bloomberg]  


Reuters
 
Washington.- El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, nunca consideró la idea de sacar al vicepresidente Joe Biden de su equipo de reelección del 2012 y reemplazarlo con Hillary Clinton, dijo el viernes la Casa Blanca.
 
"Doblaje" (Double Down), un nuevo libro sobre la campaña del 2012, dice que los principales asesores de Obama consideraron la idea, pero decidieron no seguir adelante con ella debido a que no mejoraba sustancialmente las opciones del presidente.
 
El portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, abordó el tema en su conferencia de prensa diaria, sin negar que tal idea haya sido presentada dentro del equipo de campaña para la reelección del Obama.
 
"Las campañas y los encuestadores, como parte de las campañas, prueban muchas cosas", sostuvo. "Lo que les puedo decir sin dudas es que el presidente nunca lo consideró, y que si alguien le hubiese presentado la idea, él se habría reído y abandonado la habitación", agregó.
 
Obama siente que Biden ha sido un enorme activo en sus dos campañas presidenciales y en la Casa Blanca, dijo Carney. Cuando se le preguntó si Obama sabía que tal idea había surgido dentro de su campaña, el dijo, "No estoy al tanto de que él lo supiera".
 
El libro, escrito por los periodistas Mark Halperin y John Heilemann, será publicado el martes, pero el New York Times y el Washington Post han publicado parte de sus contenidos.
 
El hecho es significativo debido a que Clinton y Biden están considerando postular a la nominación presidencial demócrata en el 2016. Biden, quien sería considerado como el rival más débil si decide correr contra Clinton, no puede permitirse lidiar con reportes de que Obama estaba pensando en reemplazarlo.
 
Si bien Biden ha mostrado una tendencia a cometer errores verbales ocasionales, Obama ha dependido de él para varias grandes iniciativas, como negociar un acuerdo de último minuto con los republicanos que evitó una crisis fiscal a fines del año pasado.