Mundo

Muertes por terrorismo caen en el mundo, pero suben 650% en países de la OCDE: reporte

El documento señala que 21 de los 34 países de la OCDE habían sufrido al menos un atentado y la mayoría de las muertes fueron en Turquía y Francia aunque por combate a ISIS y a Boko Haram, disminuyó la cifras de fallecidos en Irak y Nigeria un 10%.
Reuters
16 noviembre 2016 9:0 Última actualización 16 noviembre 2016 9:1
terrorismo

(Bloomberg)

LONDRES.- Las muertes a causa del terrorismo en países de la OCDE aumentaron en un 650 por ciento el año pasado pese a una marcada caída global, ya que ISIS y Boko Haram sufrieron derrotas militares en su lugar de origen pero cometieron más ataques en el extranjero, mostró un reporte.

El Índice Global de Terrorismo (GTI por su sigla en inglés) dijo que a nivel mundial ocurrieron 29 mil 376 muertes por causa del terrorismo en 2015, una caída de un 10 por ciento y la primera en cuatro años, debido a que las medidas contra militantes de ISIS en Irak y de Boko Haram en Nigeria disminuyeron las cifras de fallecidos en esos países en un tercio.

Sin embargo, el reporte dijo que los grupos habían extendido su acciones a estados y regiones vecinas, causando un gran aumento en las fatalidades en miembros de la OCDE (Organización para el Comercio y el Desarrollo Económicos), la mayoría de los cuales son países ricos como Estados Unidos y naciones europeas.

El documento añadió que 21 de los 34 países miembros de la OCDE habían sufrido al menos un atentado y la mayor parte de las muertes ocurrieron en Turquía y en Francia, donde ataques coordinados de combatientes y suicidas con bomba de ISIS en la sala musical Bataclan, un estadio de fútbol y varios restaurantes en París en noviembre del 2015 dejaron 130 fallecidos.

Dinamarca, Francia, Alemania, Suecia y Turquía registraron su mayor número de muertos por terrorismo en un año desde el 2000, según el índice que es realizado por el Instituto para la Economía y la Paz (IEP).

"Si bien la reducción en muertes es positiva, la continua intensificación del terrorismo en algunos países y su expansión a otros nuevos es una causa de preocupación y subraya la naturaleza fluida de la actividad del terrorismo moderno", dijo Steve Killelea, presidente ejecutivo del IEP.

"Los ataques en el corazón de las democracias occidentales deja de manifiesto la necesidad de respuestas rápidas y adaptadas a la evolución de estas organizaciones", agregó.

Irak, Afganistán, Nigeria, Pakistán y Siria, que representaron el 72 por ciento de las muertes, fueron los primeros cinco países del índice.

Estados Unidos se ubicó en el lugar 36, Francia en el 29, Rusia en el 30 y Reino Unido en el 34. Según el reporte, el impacto global del terrorismo fue de 89.600 millones de dólares e ISIS fue el grupo más mortífero en 2015 con ataques en 252 ciudades que dejaron 6 mil 141 fallecidos.