Mundo

Momentos que han marcado a las Cumbres Iberoamericanas

Desde el "por qué no te callas" del Rey Juan Carlos a Hugo Chávez en 2007 hasta una petición por parte de Evo Morales para que la Cumbre de Cádiz coincidiera con un partido del Real Madrid y el Barcelona, la historia de las Cumbres Iberoamericanas ha sido enmarcada por frases célebres y gestos distendidos.
Roxana González
07 diciembre 2014 20:55 Última actualización 08 diciembre 2014 5:0
En la Cumbre Iberoamericana de 2007, celebrada en Chile, se detonó una crisis diplomática cuando el rey Juan Carlos le dijo a Hugo Chávez "por qué no te callas". (Archivo/Reuters)

En la Cumbre Iberoamericana de 2007, celebrada en Chile, se detonó una crisis diplomática cuando el rey Juan Carlos le dijo a Hugo Chávez "por qué no te callas". (Archivo/Reuters)

Fuera de los acuerdos y los discursos oficiales, las Cumbres Iberoamericanas tienen su otra historia de frases célebres y gestos distendidos, aquí las más recordadas:

1991.- A ritmo de mariachis comenzaron hace 22 años en Guadalajara (México) las citas de jefes de estado y de gobierno, en una gala que ofreció el entonces presidente de México, Carlos Salinas de Gortari.

1992.- En la Cumbre de Madrid, el líder cubano Fidel Castro alzó su copa y brindó por el Rey de España, aunque aclaró: "yo no soy realista, soy juancarlista".

1994.- En Cartagena de Indias (Colombia) muchos recuerdan el enorme desconcierto que se originó cuando la delegación cubana llegó no en uno, sino en tres viejos reactores iguales y el comité de recibimiento corría de un lado a otro hasta que vio aparecer a Castro en la escalerilla.

1996.- En Viña del Mar (Chile) hubo intercambio de corbatas entre Fidel Castro y el entonces jefe del Gobierno español, José María Aznar, quien al colocársela le tranquilizó: "es una corbata, no una soga".

1998.- La maratoniana intervención de Fidel Castro en Oporto (Portugal), salpicada de anécdotas y reflexiones filosóficas, provocó la deserción de alguno de sus colegas, pero eso no le desanimó a seguir hablando hasta después de que las cámaras cortaran la señal cuando aún clamaba que "la semilla del desastre germina en el mismo seno del neoliberalismo".

2000.- En Panamá se produjo una de las más agrias discusiones en estos foros, entre el presidente de El Salvador, Francisco Flores, y Fidel Castro, cuando éste dijo que el país centroamericano era utilizado como base para anticastristas acusados de terrorismo contra Cuba.

2005.- La Cumbre de Salamanca (España) coincidió con los treinta años de reinado de Juan Carlos I, quien fue el gran protagonista.

2007.- El "por qué no te callas" del rey Juan Carlos a Hugo Chávez en Santiago de Chile dio la vuelta al mundo y fue el detonante de una crisis diplomática.
"Muy rey será, pero no me puede hacer callar. Yo también soy jefe de Estado y elegido tres veces", insistió Chávez al reconocer posteriormente que en el instante no se dio cuenta de la frase del monarca que fue un reclamo publicitario e incluso pasó a ser un dominio en Internet.

2008.- La cumbre de San Salvador quedará en el anecdotario de estas citas junto a la de isla Margarita, en 1997, como las únicas en las que la declaración final fue firmada un día antes, debido a la marcha anticipada de muchos líderes.

2010.- En Mar de Plata (Argentina) se produjo un giro inesperado o una "paradoja" en palabras del presidente uruguayo, José Mujica, porque acudió una España muy golpeada por la situación económica y una América Latina "por primera vez balconeando" (viendo pasar) con la crisis que tienen otros".

2011.- En Asunción, el presidente Evo Morales pidió al rey Juan Carlos que la Cumbre de Cádiz coincidiera con un partido del Real Madrid y el Barcelona, "los dos mejores equipos del mundo".