Mundo

México quiere ser factor de cohesión en reforma migratoria: EPN

Durante su gira de trabajo por Estados Unidos, el presidente Enrique Peña Nieto lamentó que todavía hay estados de la unión americana que no han evolucionado tanto como California, ya que escatiman reconocimiento hacia los migrantes.
Eduardo Ortega / Enviado
25 agosto 2014 20:13 Última actualización 25 agosto 2014 20:14
 ["No voy a cejar en mis esfuerzos, no voy a ceder y menos claudicar", asegura EPN. Presidencia] 

["No voy a cejar en mis esfuerzos, no voy a ceder y menos claudicar", asegura EPN. Presidencia]

LOS ÁNGELES.- Con pleno respeto a la soberanía de Estados Unidos, México quiere ser un factor de cohesión no de división en la construcción de acuerdos que hagan realidad la reforma migratoria, afirmó el presidente Enrique Peña Nieto.

Al sostener un encuentro en el hotel Millenium Biltmore con alrededor de 500 líderes comunitarios y mexicanos destacados, el mandatario lamentó que aún haya estados que no han evolucionado tanto como California, ya que todavía escatiman reconocimiento y peor aún el derecho de los migrantes.

Dijo que la imposición de medidas discriminatorias que afectan los vicios entre ambas comunidades no solamente es éticamente reprobable, sino que también se aleja de los principios de responsabilidad compartida y de buena vecindad que se procuraran México y Estados Unidos.

De acuerdo con el mandatario, estas acciones lejos de ayudar a sus estados solo afectan los principios y valores de democracia y de respeto a los derechos humanos e igualdad que se defienden en la región de América del Norte.

Dijo que a quienes todavía creen y apuestan por la inclusión o la discriminación o el rechazo a la diversidad, el futuro muy próximo demostrarán su error ético. "El tiempo nos habrá de dar la razón", agregó.

"El perfil demográfico de Estados Unidos se está transformando aceleradamente y con el estoy seguro también vendrá una nueva evolución de quienes viven en este país ese es el perfil que tiene justamente ahora California y lo que aquí ocurre muy pronto estará ocurriendo y extendiéndose en todo el territorio de los Estados Unidos.

"Espero que esta condición que este perfil que en el tiempo y muy rápido este haciendo que modifique y cambie algunas actitudes que no corresponden a esta evolución que tiene el siglo 21 hago votos porque así sea", agregó.

"Por eso desde que inició el debate de una posible reforma migratoria el gobierno mantiene un diálogo pro positivo con la sociedad estadounidense y con todos los actores relevantes en este importante proceso incluyendo a la comunidad mexicana en este país.

"La posición de México es muy clara queremos ser un factor de cohesión no uno de división con pleno respeto a la soberanía de EU queremos contribuir y apoyar la construcción de acuerdos que permita. Hacer realidad la reforma migratoria porque está a final de cuentas sólo se trata de una cuestión de justicia para quienes tanto aportan al desarrollo de la sociedad norteamericana", añadió.