Mundo

Metanfetaminas y heroína, prioridad de los cárteles: DEA

Ante la pérdida del mercado de la mariguana en Estados Unidos, los cárteles han optado por traficar con metanfetaminas y heroína, afirma The Washington Post.
Redacción
12 enero 2015 23:58 Última actualización 13 enero 2015 5:0
Cada vez es más frecuente el decomiso de heroína y cocaína, en lugar de mariguana, incautada en Escobedo, Nuevo León. (Cuartoscuro)

Cada vez es más frecuente el decomiso de heroína y cocaína, en lugar de mariguana, incautada en Escobedo, Nuevo León. (Cuartoscuro)

Ante la pérdida del mercado de la mariguana en Estados Unidos, dada la creciente legalización y producción de esa droga, cuyo consumo médico y recreativo está permitido en 24 entidades, incluyendo al Distrito de Columbia, los cárteles mexicanos del narcotráfico se enfocan ahora en el contrabando de heroína y metanfetaminas, cuyos decomisos por parte de las autoridades se han incrementado en los últimos años, afirmó el diario The Washington Post.

Destacó que el monto de cannabis incautado a nivel federal, estatal y local en la frontera con México cayó en 37 por ciento desde 2011, periodo en el que se aceleró la tendencia a la despenalización en la Unión Americana y los consumidores cambiaron a las variedades internas más potentes y de alta graduación cultivadas bajo “protecciones legales y cuasilegales”.

La mariguana hecha en EU está desplazando rápidamente a la versión barata, empaquetada que se cosecha a granel en las montañas de la Sierra Madre de México. Ello ha llevado a los agricultores a plantar más amapola y la pegajosa heroína ‘negra’ que producen es canalizada por los traficantes a las comunidades estadounidenses más afectadas por el abuso de calmantes de receta, ofreciendo a los adictos una alternativa de diez dólares a una píldora de oxycodone de 80”, explicó.

“La legalización de la mariguana para uso recreativo ha dado a los consumidores acceso a cannabis de alta calidad, con cepas genéticamente mejoradas cultivadas en invernaderos. Por eso los cárteles mexicanos están cambiando a la heroína y las metanfetaminas”, aseveró Raúl Martínez-Manaut, especialista de la UNAM.

“Las organizaciones criminales ya no van por mariguana a granel. Los estupefacientes duros son la tendencia creciente y rinden dividendos en pequeñas cantidades”, comentó a su vez Sidney Aki, director de la garita de San Ysidro, California, para la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza.

Con base en datos de la Administración Antidrogas (DEA), el diario detalló que “los grupos criminales mexicanos ahora dominan todo el mercado norteamericano” de la heroína, que alguna vez fue controlado en su distribución al este del Mississippi por bandas colombianas y caribeñas; mientras que el año pasado se incautaron 2 mil 181 kilos de heroína procedente de nuestro país, casi tres veces la cantidad de 2009. Asimismo, indicó que 90 por ciento de las metanfetaminas que circulan en EU son producidas en México, donde es más fácil obtener los precursores químicos necesarios para su elaboración. “Su producto es muy superior, barato y más puro”, puntualizó Lawrence Payne, vocero de la DEA. En 2014, 15 mil 803 kilos del enervante fueron decomisados en la frontera, en comparación con 3 mil 76 kilos en 2009.

MENOS COCAÍNA

La cocaína también pierde importancia para los cárteles, debido a la baja demanda y los mayores costos de adquirirla y transportarla desde América del Sur.

En 2014, EU confiscó 11 mil 917 kilos, cuando en 2011 la cantidad había sido de 27 mil 444 kilos. La heroína y las drogas sintéticas son más fáciles de transportar y ocultar que la mariguana, por lo que Aki señaló que una de las preocupaciones es la tendencia a que peatones crucen el límite entre México y EU con enervantes escondidos en la ropa y el cuerpo en puntos como San Ysidro, que pronto se ampliará a 35 carriles.

“Los criminales tratan de mezclarse entre los viajeros legítimos, que son 99 por ciento de los que cruzan aquí”, agregó.