Más de 1,000 presos escapan de prisión en Libia
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Más de 1,000 presos escapan de prisión en Libia

COMPARTIR

···
Mundo

Más de 1,000 presos escapan de prisión en Libia

27/07/2013
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

 
AP
 
Trípoli.- Más de 1,000 prisioneros se escaparon el sábado de una prisión en Libia al tiempo que manifestantes irrumpieron en las oficinas de los partidos políticos en todo el país.
 
No se supo de inmediato si la fuga de la cárcel de al-Kueifiya estuvo relacionada con las protestas. Los manifestantes tomaron las calles de Libia por el asesinato de un activista crítico de la Hermandad Musulmana del país.
 
Los internos comenzaron un motín y prendieron fuego en distintas partes de la prisión después de que las fuerzas de seguridad dispararon contra tres detenidos que trataron de escapar de la cárcel, ubicada en las afueras de Bengasi, dijo un funcionario de seguridad de la prisión de al-Kueifiya.
 
Hombres armados llegaron rápidamente a la prisión después de las noticias sobre el motín, abriendo fuego con fusiles afuera del edificio en un intento por liberar a sus familiares encarcelados, dijo un funcionario de seguridad.
 
Quienes escaparon encaran o fueron declarados culpables por cargos graves, dijo un funcionario de la prisión.
 
Ambos funcionarios hablaron a condición de guardar el anonimato porque no están autorizados a hablar con los periodistas.
 
Las fuerzas especiales arrestaron posteriormente a 18 de los fugitivos, y algunos regresaron por su cuenta, dijo Mohamed Heyazi, un funcionario de seguridad del gobierno en Bengasi. Los tres reclusos heridos en el primer intento de fuga fueron trasladados a un hospital local, dijo.
 
Sin embargo, había confusión sobre cuántos prisioneros lograron huir exactamente. De acuerdo con algunos cálculos, hasta 1,200 podrían haberse fugado.
 
Asimismo este sábado cientos de personas se reunieron en la capital, Trípoli, después de las oraciones de la mañana para denunciar el asesinato el viernes de Abdul-Salam Al-Musmari. Prendieron fuego a neumáticos en las calles y exigieron la disolución de partidos islamistas.
 
Los dos incidentes destacan el deterioro en la seguridad de Libia y los retos que el país del norte de África encara ahora que intenta restaurar la calma dos años después del derrocamiento y asesinato del dictador Moamar Gadafi.