Mundo

Maduro defiende a su vicepresidente de EU

Nicolás Maduro, presidente de Venezuela, señaló la inclusión de su vicepresidente, Tareck El Aissami en la lista de narcotraficantes de la Oficina de Control de Bienes Extranjeros, OFAC, es inaudita. 
Corresponsal Lissette Cardona 
14 febrero 2017 21:37 Última actualización 15 febrero 2017 5:0
El presidente se reunió con el vicepresidente.

El presidente se reunió con el vicepresidente.

CARACAS.- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, envió una nota diplomática de protesta al gobierno de Donald Trump, al tiempo que calificó de “inaudita e infame” la inclusión de su vicepresidente, Tareck El Aissami en la lista de narcotraficantes de la Oficina de Control de Bienes Extranjeros, OFAC.

“Es una agresión a la que Venezuela responderá paso a paso con equilibrio y contundencia. He ordenado a la canciller que cite al encargado de negocios y entregue una nota de protesta al gobierno estadounidense. Que se aclare y se retracten públicamente de la decisión”, expresó.

Maduro señaló que los funcionarios que llevaron a cabo la investigación pertenecen a la administración del expresidente Barack Obama y amenazó con activar todos los mecanismos internacionales para contrarrestar lo que considera una venganza y una afrenta contra el funcionario y el país.

“Es bajo la dirección de Tareck El Aissami, como ministro de Interior, que Venezuela propinó los golpes más grandes de los capos del narcotráfico que jamás se dieron en el país, 21 de ellos extraditados a Estados Unidos“, esgrimió.

Por su parte, el vicepresidente se limitó a ofrecer breves comentarios a través de su cuenta en Twitter: “Ante la infamia y la agresión imperialista: 1. Moral intacta. 2- Mayor firmeza y convicción antiimperialista. 3. - Mayor conciencia chavista!”, escribió.

El Departamento del Tesoro calificó el lunes a El Aissami como “prominente narcotraficante” y lo acusó de liderar una red internacional de 13 empresas con movimientos de dinero ilícitos y sociedades offshore en Islas Vírgenes Británicas, Panamá, Reino Unido, Estados Unidos y Venezuela.

Desde Washington, el nuevo secretario del Tesoro, Steve Mnuchin, ratificó las acusaciones contra El Aissami y dijo que la acción es una demostración de que Trump está seriamente comprometido en la lucha contra el tráfico y un claro mensaje a los venezolanos de que Estados Unidos está con ellos.