Mundo

Los medios "deberían mantener la boca cerrada": asesor de Trump

Stephen K. Bannon, uno de los principales asesores de Donald Trump en la Casa Blanca, calificó a los medios de comunicación como "el partido de oposición", los cuales deberían de cerrar la boca y escuchar por un rato.
Agencias
26 enero 2017 21:59 Última actualización 26 enero 2017 22:1
Bannon

Stephen K. Bannon es uno de los principales asesores de Donald Trump. (New York Times)

Días después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump hablara de una "guerra en curso" con los medios de comunicación, su principal estratega de la Casa Blanca, Stephen K. Bannon, incrementó los ataques, argumentando que las organizaciones periodísticas habían sido "humilladas" por el resultado de la elección y describiendo repetidamente a los medios como "el partido de oposición" de la actual administración.

“Los medios de comunicación deberían sentirse avergonzados y humillados, mantener su boca cerrada y escuchar sólo por un tiempo”, dijo Bannon en una entrevista el pasado miércoles.

“Quiero que cites esto. Los medios aquí son el partido de la oposición. Ellos no entienden este país. Todavía no entienden por qué Donald Trump es el presidente de los Estados Unidos", agregó Bannon.


La mordaz evaluación, pronunciada por uno de los asesores más influyentes e influyentes de Donald Trump en los primeros días de su presidencia llega en un momento de gran tensión entre los medios de comunicación y la administración, con escaramuzas por encima del tamaño del discurso inaugural del nuevo mandatario y las falsas afirmaciones de éste de que millones de votos ilegales de inmigrantes indocumentados inclinaron el voto popular contra él.

Al preguntársele si le preocupa que el secretario de prensa Sean Spicer pierda credibilidad tras una vigorosa conferencia de prensa inicial salpicada aquí y allá con información falsa, Bannon respondió: "Pensamos que eso es un distintivo de honor".

"Los medios de comunicación no tienen nada de integridad, nada de inteligencia y no trabajan duro", agregó.

Con información del New York Times y AP