Mundo

Liberia no extenderá estado de emergencia
por ébola: presidenta

Ellen Johnson Sirleaf señaló que los toques de queda nocturnos seguirán en vigor y reconoció que aún hay personas atendidas en las Unidades de Tratamiento del Ébola, además de que hay puntos conflictivos en áreas rurales y las muertes por esta enfermedad continúan. 
Reuters
13 noviembre 2014 8:47 Última actualización 13 noviembre 2014 9:16
Etiquetas
Ellen Johnson Sirleaf

La presidenta de LIberia, Ellen Johnson Sirleaf, anunció que la emergencia por ébola no se extenderá, aunque se mantendrá el toque de queda. (Archivo/Reuters)

MONROVIA. La presidenta de Liberia, Ellen Johnson Sirleaf, informó que no extenderá el estado de emergencia impuesto en agosto por el ébola, que ha afectado al país más duramente que a ningún otro este año.

Su anuncio es una señal de progreso en la lucha contra la enfermedad, que ha provocado la muerte de más de 2 mil 800 personas en Liberia desde que apareció en marzo en África Occidental.

La decisión pone fin efectivamente al estado de emergencia que oficialmente expiró a principios de este mes, aunque Sirleaf dijo que toques de queda nocturnos permanecían en vigor. La emergencia ha permitido a las autoridades restringir el movimiento en áreas duramente afectadas por el virus.

El ébola ha golpeado a Liberia más fuertemente que a Guinea y Sierra Leona, los otros dos países que están en el centro del peor brote de la enfermedad registrado hasta el momento.

"El progreso que hemos visto, junto con varias medidas e intervenciones que continúan (...), se han combinado para reposicionar nuestro país para sostener la lucha contra el virus hasta que sea finalmente erradicado de nuestro país", dijo Sirleaf.

"A pesar de esos logros, un número de nuestros compatriotas todavía están en las Unidades de Tratamiento del Ébola, puntos conflictivos están apareciendo en áreas rurales y algunos de nuestros compatriotas siguen muriendo de ébola", agregó.

El brote actual ha infectado a más de 14 mil personas. Hay signos de que la incidencia de nuevos casos de ébola está declinando en Guinea y Liberia, aunque aún hay fuertes incrementos en Sierra Leona, según la Organización Mundial de la Salud.