Mundo

Republicanos le dan la espalda a Trump en reforma de salud

Con la oposición de dos senadores republicanos, la reforma al sistema de salud de EU ya no podría ser aprobada en su estado actual, por lo que tendrá que modificarse para sumar más votos.
AFP
17 julio 2017 22:0 Última actualización 17 julio 2017 23:26
Protestas contra el intento de suspender el Obamacare. (Bloomberg)

Protestas contra el intento de suspender el Obamacare. (Bloomberg)

El proyecto de ley para reformar el sistema de salud de Estados Unidos pareció enfrentar graves problemas el lunes, después de que otros dos senadores republicanos dijeron que se oponen a una versión corregida de la propuesta.

Otros dos legisladores republicanos de Estados Unidos anunciaron su oposición al proyecto de ley del Senado que busca reemplazar al Obamacare, prácticamente matando el plan en su versión actual y potencialmente enfrentando a un revés monumental al presidente del país, Donald Trump.

"Mi colega @JerryMoran y yo no apoyaremos la MTP (moción para continuar) con esta versión del BCRA #HealthcareBill (reforma sanitaria)", escribió el senador conservador Mike Lee en Twitter.


Los republicanos controlan 52 de los 100 escaños del Senado. Los demócratas están unidos contra la polémica legislación, mientras que los republicanos se muestran divididos.

Los republicanos no podían permitirse más desertores, luego que los senadores Susan Collins y Rand Paul declararan su oposición la semana pasada.

Con la oposición de Lee y Moran, el proyecto de ley no tiene ninguna posibilidad de obtener una aprobación a menos que el líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, decida hacer cambios significativos para atraer a los escépticos.

Los senadores republicanos Susan Collins y Rand Paul ya se habían expresado contra el proyecto. Debido a que los republicanos tienen 52 escaños en el Senado de 100 miembros, McConnell no puede permitirse que más miembros de su partido den la espalda a la medida.

La Casa Blanca y el líder de mayoría del Senado, Mitch McConnell, deben decidir ahora si buscan un camino diferente para avanzar en el tema sanitario o abandonan la iniciativa para concentrarse en otras prioridades, como la reforma tributaria.

El fin de semana, McConnell aplazó la votación para continuar con el proyecto de ley después de que el senador republicano John McCain se sometiera a cirugía por un coágulo en un ojo y quedara en recuperación en su casa de Arizona al menos por una semana.

Con información de Reuters.