Mundo

Kuczynski aventaja a Fujimori en elección presidencial de Perú 

El exministro de economía cuenta con el 50.32 por ciento de los votos cuando se han contado el 91 por ciento de los sufragios. De confirmarse, sería la segunda vez consecutiva que Keijo Fujimori pierde la elección presidencial.
Agencias
05 junio 2016 21:33 Última actualización 06 junio 2016 10:41
Pedro Pablo Kuczynski

Pedro Pablo Kuczynski sacaba una ligera ventaja a su joven rival Keiko Fujimori. 

LIMA.- El veterano economista de centroderecha Pedro Pablo Kuczynski mantenía este lunes una estrecha ventaja en las elecciones presidenciales de Perú sobre su rival Keiko Fujimori, hija de un encarcelado exmandatario, según resultados oficiales parciales.

En los comicios más cerrados desde el regreso de la democracia al país en 1980, Kuczynski obtenía el 50.32 por ciento de los votos y Fujimori un 49.68, con el 91 por ciento de las actas contabilizadas.

"Queremos reiterar, esperar con calma y prudencia los mayores avances de resultados oficiales que se vienen emitiendo", dijo el jefe del organismo electoral (Onpe), Mariano Cucho.

El funcionario señaló que los resultados reflejan sólo las actas procesadas dentro del país y que aún faltan por escrutar las actas provenientes del exterior, que representan el 3.86 por ciento de los votantes.

El exministro de Economía de 77 años había ganado terreno en las últimas semanas con promesas de respetar la democracia y acelerar la economía. Pero también recibió un impulso al ser considerado por distintas agrupaciones políticas como la última oportunidad para detener el regreso de un Fujimori al poder.

Con la carga de su apellido, Fujimori sufrió protestas de muchos peruanos que no olvidan el autoritarismo de su padre, Alberto, condenado a prisión por abusos a los derechos humanos y corrupción durante su década en el poder (1990-2000).

Los mercados abrieron con leve alza y sin turbulencias porque los dos candidatos prometieron durante la campaña que mantendrán el modelo económico de libre mercado que hasta hace unos años hizo crecer al país minero mucho más rápido que a otros vecinos latinoamericanos.

Los seguidores de Kuczynski, un banquero de inversión que también fue funcionario del Banco Mundial, saltaron y gritaron la noche del domingo de alegría frente a su local partidario en un coqueto barrio residencial de Lima.

"Queremos un país democrático y dialogante", dijo Kuczynski a cientos de simpatizantes desde un balcón de la sede partidaria cuando sólo se conocían los conteos rápidos.

ASIGNATURA PENDIENTE

Si se confirman los resultados parciales, Fujimori, de 41 años, habría perdido por segunda vez la oportunidad de convertirse en la primera mujer en gobernar Perú tras haber caído en el 2011 frente al saliente presidente Ollanta Humala.

Pero el estrecho margen entre ambos alimentaba las esperanzas de Fujimori y frente a sus seguidores, la candidata pidió paciencia.

"Las cifras que vemos en la televisión nos muestran que hay un empate técnico, sin embargo vamos a esperar con prudencia porque toda la noche llegaran los votos del extranjero y del voto rural (de zonas pobres)", afirmó la noche del domingo.

Justamente convencer a los pobres fue el enfoque de Kuczynski durante las semanas que antecedieron a la segunda vuelta. Hijo de inmigrantes europeos, al apodado "PPK" le ha costado conectar con los marginados, que lo ven con escepticismo por su cercanía al empresariado y su educación de elite.

Si Kuczynski llega a la presidencia, tendrá que lidiar con un Parlamento unicameral en donde el partido Fuerza Popular de Fujimori tiene mayoría absoluta.

La agrupación del candidato, Peruanos por el Kambio, sólo logró 18 bancas en la primera ronda electoral y por eso también tendría que buscar acercamientos con el partido de la líder izquierdista Verónika Mendoza.

Aunque muchos creen que "el gringo" está demasiado maduro para gobernar, es uno de los pocos políticos importantes en Perú que no ha estado envuelto en escándalos de corrupción y eso también parece haber jugado a su favor.

A diferencia de su cruzada anterior por llegar al poder, Fujimori esta vez intentó alejarse de su padre, que pese a todo aún es elogiado por muchos por haber acabado con la guerrilla de izquierda y sentado las bases para la expansión económica.

Fujimori promete una mayor inversión en proyectos de infraestructura para avivar la demanda interna y recuperar el ritmo de la economía, que se ha desacelerado en los últimos años por los menores precios de la materias primas.

Pero Kuczynski asegura que es su destreza lo que atraerá inversión privada en grandes proyectos para explotar recursos naturales, muchos paralizados por protestas sociale

Todas las notas MUNDO
Jefe de Exxon Mobil podría ser designado Secretario de Estado de EU
Equipo de Trump rechaza versiones de apoyo de hackers rusos
OPEP y Rusia ven acuerdo para recortar suministro
Guerra en Colombia ha terminado: Juan Manuel Santos
La vida de un gaucho en el fin del mundo
Japón 'golpeará' a la mala suerte con una raqueta con la cara de Trump
Él es el favorito para ser nombrado por Trump embajador en México, según el WP
Obama pide investigar rol de Rusia en comicios presidenciales
Sismo de magnitud 6.9 golpea nuevamente las Islas Salomón
Ellos también fueron Personajes del Año de la revista Time
Presidente colombiano recibirá Nobel de la Paz en medio de incertidumbre por acuerdo
Trump ofrece a Gary Cohn puesto económico clave: NBC
Régimen sirio vuelve a bombardear Alepo y Rusia da su beneplácito
Ataque suicida deja 30 muertos en Nigeria: Ejército
Seis muertos en una explosión en El Cairo
Parlamento de Corea del Sur vota por someter a presidenta a juicio
Trump pide mejorar relación con China, pero critica a Pekín
Trump seguirá la 'tradición del reloj'... quizá por última vez
Sismo de magnitud 7.7 remece Islas Salomón; hay alerta de tsunami
Corte Suprema de Reino Unido decidirá sobre inicio de 'Brexit'
Sismo de magnitud 6.5 se registra en costa de California
Conoce cómo va el ‘Trump Team’ para 2017
Juez ordena poner fin al recuento de votos en Michigan
Sismo en Indonesia deja 102 muertos y miles de damnificados
Presidente italiano comienza consultas para atajar la crisis política