Kim 'rogó' a Trump no cancelar cumbre de Singapur, afirma Giuliani
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Kim 'rogó' a Trump no cancelar cumbre de Singapur, afirma Giuliani

COMPARTIR

···

Kim 'rogó' a Trump no cancelar cumbre de Singapur, afirma Giuliani

Rudy Giuliani aseguró que el líder norcoreano Kim Jong-un se 'puso de rodillas y suplicó' que se restableciera la reunión con Trump, después de que éste la cancelara.

Redacción
07/06/2018
Kim Jong-un, mandatario norcoreano.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Mientras los preparativos para el esperado encuentro entre Estados Unidos y Corea del Norte avanzan en Singapur, una nueva “torpeza diplomática” de Washington ha vuelto a poner en riesgo la cumbre. Desde Israel, el abogado de Donald Trump, Rudy Giuliani, aseguró que el líder norcoreano Kim Jong-un se “puso de rodillas y suplicó” que se restableciera la reunión con el magnate, después de que éste la cancelara.

Hablando en una conferencia sobre inversión, organizada por el periódico israelí Globes, el exalcalde de Nueva York aseguró que Trump canceló la cumbre el mes pasado porque funcionarios norcoreanos insultaron a miembros de la administración en la Casa Blanca.

“Nosotros dijimos: no vamos a tener una cumbre en estas circunstancias; después, Kim Jong-un se arrodilló y suplicó que la cumbre se llevara a cabo, que es exactamente la posición en la que queremos colocarlo”, relató el abogado de Trump, en una declaración que puede poner en riesgo el encuentro ante la reacción de Pyongyang.

“Con los planes de la cumbre de nuevo en su lugar, Estados Unidos tiene la sartén por el mango”, agregó Giuliani, tras asegurar que Corea del Norte desea desnuclearizarse, “pero probablemente quieren un calendario demasiado largo para eso”.

Más tarde, el exalcalde rechazó la idea de que sus comentarios pudieran tensar el ambiente antes del encuentro de la próxima semana, y afirmó que el líder norcoreano debe entender que Estados Unidos está en una posición de poder.

“Solo es resaltar que el presidente es la figura dominante”, declaró Giuliani. “No habrá negociaciones útiles a menos que él acepte eso”, agregó.

Los preparativos del esperado encuentro, entre tanto, avanzan en Singapur donde ayer se informó que el espacio aéreo será restringido durante la cumbre a celebrarse el próximo 12 de junio. Además se pedirá a todos los aviones que lleguen al aeropuerto Changi que reduzcan la velocidad y observen algunas restricciones en el uso de la pista “por razones de seguridad nacional”. Los aviones que infrinjan las restricciones “podrían ser interceptados”.

Como se rumoreaba desde hacía un par de días, el escenario donde tendrá lugar la reunión será el Hotel Capella, un lujoso complejo de 12 hectáreas de superficie verde y frondosa situado en la isla Sentosa de Singapur, empleada como fortaleza militar por parte de Reino Unido durante la Segunda Guerra Mundial y durante el siglo XIX. No fue hasta 1967 que la isla fue devuelta al gobierno y convertida en un lujoso destino vacacional.

La reunión Trump-Kim será la primera entre líderes de los dos países tras casi 70 años de confrontación iniciados con la Guerra de Corea (1950-1953) y de 25 años de negociaciones fallidas y tensiones a cuenta del programa atómico norcoreano.

El abogado de Trump dijo además a la audiencia israelí que se debería adoptar un enfoque similar al que el actual gobierno en la Casa Blanca ha impuesto con Corea del Norte, con los palestinos.

“Eso es lo que debe pasar con la Autoridad Palestina. Deben buscar la paz. Tienes que cambiar la dinámica y ejercer presión sobre ellos”, dijo.

Los funcionarios palestinos se han negado a reunirse con la administración Trump desde diciembre, cuando el mandatario declaró que Jerusalén era la capital de Israel.