Falsa alarma paraliza trenes en Madrid y Barcelona
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Falsa alarma paraliza trenes en Madrid y Barcelona

COMPARTIR

···

Falsa alarma paraliza trenes en Madrid y Barcelona

La alerta terminó cuando agentes en Madrid confirmaron que el objeto sospechoso en el equipaje de una pasajera de un tren de alta velocidad que partió de Barcelona no representaba peligro alguno.

07/11/2018
Actualización 07/11/2018 - 9:14
Policías revisaron estaciones de Madrid y Barcelona.
Al registrarte estas aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

MADRID.-La detección de lo que parecía una granada dentro de una maleta obligó este miércoles a interrumpir el servicio ferroviario en las dos principales ciudades españolas, Madrid y Barcelona, provocando desalojos en varias estaciones. La policía determinó después que se trataba de una falsa alarma: la hebilla de un cinturón en forma de granada.

La alerta terminó cuando agentes en Madrid confirmaron que el objeto sospechoso en el equipaje de una pasajera de un tren de alta velocidad que partió de Barcelona no suponía ningún peligro, dijo un funcionario de la Policía Nacional española que no estaba autorizado a identificarse en reportes de prensa.

"Todo vuelve a la normalidad", dijo la Policía Nacional en un breve tuit que explicó que las interrupciones del servicio en las estaciones de trenes de larga distancia y cercanías de la capital española se debían a una falsa alarma.

El operativo en Madrid se produjo después de que la policía registrase trenes de alta velocidad y las vías de la estación de Sans, la más importante de Barcelona, luego de que el escáner de seguridad de la estación detecto un objeto con la forma de un posible dispositivo explosivo en el interior de una maleta.

La detección de lo que parecía una granada dentro de una maleta obligó el miércoles a interrumpir el servicio ferroviario en las dos principales ciudades españolas, Madrid y Barcelona, provocando desalojos en varias estaciones. La policía determinó después que se trataba de una falsa alarma: la hebilla de un cinturón en forma de granada.

Cuando se le preguntó a la compañía que administra la infraestructura ferroviaria de España y supervisa la seguridad en los trenes por qué se había permitido el ingreso de un objeto sospechoso, la empresa dijo que ya ordenó una investigación.

Un reportero en la estación de Barcelona vio largas filas de pasajeros esperando a que se reanudase el servicio.

Una célula extremista local mató a 16 personas en agosto del año pasado en Barcelona y en una localidad turística próxima en dos ataques reivindicados más tarde por el grupo extremista ISIS.