Mundo

Expresidente Lagos retira su candidatura presidencial en Chile

Ricardo Lagos fue descartado como candidato presidencial por el consejo general del Partido Socialista, que en votación resolvió el domingo darle su apoyo al periodista Alejandro Guillier, mejor posicionado en los sondeos.
AFP
10 abril 2017 9:48 Última actualización 10 abril 2017 11:38
Expresidente Chileno Ricardo Lagos. (cuartoscuro)

Expresidente Chileno Ricardo Lagos. (cuartoscuro)

SANTIAGO.- El expresidente chileno Ricardo Lagos anunció que retira su candidatura presidencial para los comicios de noviembre, después que el Partido Socialista le diera la espalada por su bajo apoyo en las encuestas.

Lagos, de 79 años, fue descartado como candidato presidencial por el Consejo General del Partido Socialista, que en votación resolvió el domingo darle su apoyo al periodista Alejandro Guillier, mejor posicionado en los sondeos.

"He decidido renunciar a la aspiración de alcanzar nuevamente la presidencia de la República", anunció Lagos este lunes en una declaración de prensa, después de reconocer que su candidatura "no se ha reflejado en un apoyo ciudadano suficientemente amplio como para llevar adelante estas propuestas".

Con una adhesión en las encuestas de entre 5.0 y 3.0 por ciento, el exmandatario (2000-2006) -segundo socialista en llegar al palacio de La Moneda tras Salvador Allende- había sido proclamado candidato presidencial el 14 de enero pasado por el Partido por la Democracia, una agrupación de centro-izquierda con la que Lagos comparte militancia.


Pero la candidatura del exmandatario no logró repuntar, a diferencia de la del periodista Alejandro Guillier, un expresentador de la TV con una reciente carrera política.

Lagos, como líder histórico del PS, buscaba tener el apoyo de los socialistas para enfrentarse a Guillier -respaldado por el pequeño Partido Radical- en unas elecciones primarias programadas para el próximo 2 de julio.

Por su parte, la senadora Carolina Goic, candidata de Democracia Cristiana, otro de los grandes partidos oficialistas, optaría por ir directo a la primera vuelta del 19 de noviembre y no someterse a las primarias.

Por lo que, tras la salida de Lagos, esas primarias de la centroizquierda quedarían en suspenso.

El desafío del oficialismo es grande, pues al frente tiene la candidatura del expresidente Sebastián Piñera (2010-2014), quien lidera ampliamente los sondeos con miras a las elecciones que buscan suceder a la socialista Michelle Bachelet.