Explosiones en mezquita suní dejan al menos 43 muertos en Irak
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Explosiones en mezquita suní dejan al menos 43 muertos en Irak

COMPARTIR

···
Mundo

Explosiones en mezquita suní dejan al menos 43 muertos en Irak

17/05/2013

Reuters
 
 
Baquba, Irak.- La explosión de 2 coches bomba afuera de una mezquita suní en la localidad iraquí de Baquba, cuando los fieles abandonaban el lugar tras la oración de los viernes, mató al menos a 43 personas, en uno de los ataques más letales del último mes.
 
 
Los atentados contra mezquitas suníes y chiíes, contra las fuerzas de seguridad y los líderes tribales se han extendido desde que las fuerzas de seguridad irrumpieron en un campamento de protesta suní cerca de Kirkuk hace un mes, desatando enfrentamientos y alimentando los temores de entrar en guerra.
 
 
Irak se ha vuelto más inestable a medida que la guerra civil de la vecina Siria ha tensado las frágiles relaciones entre suníes y chiíes. Las tensiones están ahora en su punto más álgido desde que las tropas estadounidenses abandonaron el país a finales de 2011.
 
 
El viernes, la primera de las explosiones se produjo afuera de la mezquita de Baquba, situada a unos 50 kilómetros al noreste de Bagdad, y la segunda instantes después cuando la gente acudía a socorrer a las víctimas, dijo la policía.
 
 
La televisión local mostró imágenes de cuerpos tendidos afuera de la mezquita, en medio de charcos de sangre y con zapatos diseminados por el lugar. Los vehículos policiales acudieron para llevarse a los heridos.
 
 
"Fue a unos 30 metros de la primera explosión. Cuando se produjo la primera, corrí a ayudarlos y explotó la segunda. Vi cuerpos volando y tenía esquirlas en el cuello", dijo Hashim Munjiz, estudiante universitario, en el lugar.
 
 
Ningún grupo se atribuyó la responsabilidad del ataque, pero los insurgentes suníes y el ala local de al Qaeda, el Estado Islámico de Irak, han incrementado los atentados desde el comienzo del año para intentar provocar una confrontación a gran escala como la que costó la vida a decenas de miles de iraquíes en 2006-07.
 
 
Las milicias islamistas, que combatieron contra las tropas estadounidenses durante años tras la invasión de 2003, han dicho que están preparados en caso de que sea necesario volver a la guerra. Pero los insurgentes suníes en ocasiones atacan objetivos suníes para provocar conflicto, incluyendo a líderes y políticos tribales que se oponen a su agenda extremista.
 
 
El jueves, un suicida hizo estallar los explosivos que llevaba encima en la localidad de Kirkuk, matando al menos a 8 personas entre los fieles reunidos para rendir respeto a los muertos de una bomba anterior.
 
 
El mismo día, 3 coches bomba explotaron en los concurridos mercados del este y noreste de distritos chiíes de Bagdad, matando al menos a 14 personas.
 
 
Según datos de Naciones Unidas, abril fue el es mes más sangriento en Irak en 5 años, con 712 muertos.