Mundo

EU se enfrentará a 'venganza sin piedad', amenaza Corea del Norte

La Agencia Central de Noticias de Corea, citando a un militar, indicó que EU no debe olvidar que Corea del Norte observa sus movimientos de cerca con "dedos en los disparadores, listos para verter una lluvia de fuego".
Bloomberg
22 agosto 2017 9:34 Última actualización 22 agosto 2017 9:34
Kim Jong-un

(Reuters)

Corea del Norte ha amenazado este martes a Estados Unidos diciendo que se enfrentará a una "venganza sin piedad" por ignorar las advertencias de Pyongyang respecto a las pruebas militares anuales con Corea del Sur.

La nación aislada dijo que sería un error por parte de Estados Unidos pensar que Corea del Norte "va a quedarse sentada cómodamente sin hacer nada", dijo la Agencia Central de Noticias de Corea (KCNA, por sus siglas en inglés), citando a un portavoz militar no identificado.

Los ejercicios en curso y las visitas de cargos militares estadounidenses a Corea del Sur crean las circunstancias para un "simulacro de guerra" en la península coreana, dijo KCNA.

Los comentarios reflejan un tono más beligerante después de que la guerra de palabras entre Estados Unidos y Corea del Norte parecía haber cesado. El presidente estadounidense, Donald Trump, elogió al líder norcoreano Kim Jong Un la semana pasada por esperar antes de lanzar misiles sobre Japón hacia aguas cercanas a Guam, tras haber advertido de "fuego y furia" si éste continuaba amenazando a la patria americana.

Las tensiones aumentaron en julio después de que Corea del Norte realizara dos pruebas de misiles balísticos intercontinentales. Trump ha dicho que la fuerza militar es una opción para evitar que Kim desarrolle un misil intercontinental que pueda trasladar un arma nuclear a Estados Unidos.

El lunes, el presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in, dijo que Corea del Norte no debe utilizar la última ronda de ejercicios como excusa para otra provocación. Los ejercicios "no tienen como objetivo aumentar las tensiones militares en la península coreana", dijo Moon a los miembros del gabinete.

Kim hizo una visita a principios de agosto a un puesto de guardia localizado aproximadamente a 1 kilómetro de la frontera con el sur, informó Yonhap News, citando responsables del gobierno surcoreano sin identificar. El Ejército surcoreano considera la visita un acto inusual y se está preparando para prevenir una posible provocación militar, dijo Yonhap.

En tanto, el régimen de Kim difundió un vídeo con la amenaza de disparar misiles cerca del territorio estadounidense de Guam, informó Yonhap.

Los ejercicios militares Ulchi-Freedom Guardian suelen provocar la condena de Corea del Norte. Durante las pruebas del año pasado, el país norcoreano lanzó un misil balístico desde un submarino y puso a sus militares en alerta máxima.

El ejercicio es una simulación informatizada de mando y control, dijo una portavoz de las fuerzas estadounidenses en Corea. Será de un alcance similar al evento del año pasado sin entrenamiento de campo, declaró.

Alrededor de 17 mil 500 miembros del servicio estadounidense participarán en la prueba, frente a los 25 mil del año pasado. El secretario de Defensa, James Mattis, dijo que la reducción en el número simplemente refleja la necesidad de menos personal y no es una respuesta a las tensiones con Corea del Norte.

Estados Unidos nunca debe olvidar que Corea del Norte está observando sus movimientos de cerca con "dedos en los disparadores, listos para verter una lluvia de fuego de penalizaciones en cualquier momento", según la KCNA.