Mundo

EU pide a Latinoamérica que se una a coalición contra ISIS

El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, dijo que Estados Unidos hará todo lo que sea necesario para "borrar el mal del terrorismo extremista islámico" y felicitó a Panamá
participar en el grupo contra Estado Islámico. 
Reuters  
17 agosto 2017 20:34 Última actualización 17 agosto 2017 20:34
Mike Pence en Miami. (AFP)

Mike Pence en Miami. (AFP)

CIUDAD DE PANAMÁ.- El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, pidió el jueves que América Latina se una a la coalición que lidera Washington contra Estado Islámico, que reivindicó los ataques en la ciudad española de Barcelona que dejaron al menos 13 muertos y más de un centenar de heridos.

Pence, de visita en Panamá, donde cerró una gira por varios países de América Latina, dijo que su país hará todo lo que sea necesario para "borrar el mal del terrorismo extremista islámico de la faz de la tierra" y felicitó a Panamá por ser el único país de la región que participa en el grupo contra Estado Islámico.

"Llamamos a nuestros socios en Latinoamérica a seguir el ejemplo de liderazgo de Panamá y se unan a esta coalición global", dijo Pence tras solidarizar con las víctimas y heridos en Barcelona en un comunicado leído a la prensa.

El Estado Islámico reivindicó el atentado en el que una furgoneta arrolló a una multitud en la avenida más turística de la capital catalana el jueves por la tarde.

La Coalición Global para Derrotar ISIS es una iniciativa del Departamento de Estado estadounidense lanzada en 2014 para unir esfuerzos para combatir al Estado Islámico y que actualmente cuenta con el respaldo de más de 70 países e instituciones, incluyendo la Unión Europea, la OTAN y la Liga Árabe.

En América, tan solo Canadá y Panamá están en el grupo.

Pence cerró en Panamá una gira que lo llevó por Argentina, Colombia y Chile, que aprovechó para suavizar los recientes comentarios del presidente Donald Trump sobre la posibilidad de una intervención militar en Venezuela que fueron rechazados por varios gobierno latinoamericanos.

Reiteró que Washington seguirá presionando con medidas económicas y diplomáticas al gobierno de Nicolás Maduro, pero dijo que Estados Unidos buscará un consenso con sus aliados en la región antes de actuar.

"Venezuela está cayendo en una dictadura y, como ha declarado el presidente Trump, Estados Unidos no se quedará quieto mientras Venezuela es destruida", aseguró el funcionario estadounidense. "Pero puedo asegurar que lo que hagamos por Venezuela, lo haremos juntos", agregó.