Mundo

España se opone a sanciones  de la UE contra Venezuela

Durante una reunión del grupo de los veintiocho, el canciller español dijo que la situación "amenace a la seguridad en Europa y, por lo tanto, no tiene sentido hablar del tema de sanciones”; además señaló que la actual escenario de inestabilidad política en Venezuela “preocupa enormemente” al gobierno español.
Notimex
16 marzo 2015 6:53 Última actualización 16 marzo 2015 6:54
José Manuel García-Margallo

El ministro español de Relaciones Exteriores, José Manuel García-Margallo dijo que Venezuela no representa una amenaza para Europa. (Archivo/Reuters)

BRUSELAS. El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, manifestó su oposición a una eventual adopción de sanciones contra Venezuela por parte de la Unión Europea, como hizo Estados Unidos la semana pasada.

“Creo que en ningún caso eso es una situación que amenace a la seguridad en Europa y, por lo tanto, no tiene sentido hablar del tema de sanciones”, sostuvo al llegar para una reunión con sus homólogos de los Veintiocho, en Bruselas.

García-Margallo señaló que, al decidir imponer restricciones contra el gobierno venezolano, Estados Unidos alegó que la situación en el país sudamericano “constituye una amenaza para su seguridad nacional”.

“Yo no tengo datos para verificar si esa declaración se ajusta a la realidad o no”, dijo.

No obstante, afirmó que el actual escenario de inestabilidad política en Venezuela “preocupa enormemente” al gobierno español y es uno de sus temas prioritarios en América Latina, junto con el proceso de paz de Colombia y las negociaciones entre la Unión Europea y Cuba.

Según el canciller, la detención de líderes políticos de la oposición venezolana, entre ellos el alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, “es una situación preocupante desde cualquier punto de vista”.

“Estamos en contacto permanente con algunos de los cancilleres de Unasur (Unión de Naciones Suramericanas), a la que le corresponde hacer un esfuerzo para incentivar el diálogo entre las partes en conflicto”, dijo.

“La experiencia española demuestra que primero hay que ir a la reconciliación, al diálogo, y después a unas elecciones para clarificar el panorama en una nación a la que nos unen vínculos muy cercanos”, defendió.