Mundo

Enfermera de Dallas queda libre de ébola, reporta familia

Pese a que ninguna de las autoridades de salud ha confirmado la información sobre la enfermera Amber Vinson, Barack Obama destacó específicamente la recuperación de las dos enfermeras que se contagiaron tras una reunión con los encargados del brote de la enfermedad en ese país.
Agencias
22 octubre 2014 21:35 Última actualización 22 octubre 2014 21:35
Médicos declararon a Amber Vinson libre del virus, de acuerdo con un comunicado de la familia. (AP)

Médicos declararon a Amber Vinson libre del virus, de acuerdo con un comunicado de la familia. (AP)

DALLAS.- Amber Vinson, una de las dos enfermeras de Dallas que se infectaron con el virus del Ébola al atender al primer paciente diagnosticado con esa enfermedad en Estados Unidos, ha quedado libre de ese padecimiento, aseguró hoy su familia.

“Estamos muy contentos de anunciar que, a partir de ayer por la tarde, funcionarios del Hospital Universitario Emory y del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) ya no son capaces de detectar el virus en su cuerpo”, indicó la familia en un comunicado.

“Amber y nuestra familia están encantados de recibir este último informe sobre su condición”, dijo Debra Barry, madre de la enfermera, al sostener que la noticia “es una respuesta a las oraciones” de múltiples personas por la salud de su hija.

Sin embargo, el reporte de la familia aún no ha sido confirmado por las autoridades de salud o alguna otra fuente oficial.

Vinson fue trasladada la semana pasada al Hospital de la Universidad de Emory en Atlanta, Georgia, para que continuara con su tratamiento, una vez que se le detectara el virus en Dallas.

Vinson, de 29 años, contrajo la enfermedad al formar parte del equipo del Hospital Presbiteriano de la Salud de Texas en Dallas que atendió al liberiano Thomas Eric Duncan, el primer paciente en ser diagnosticado con la mortal enfermedad en este país.

Duncan falleció el 8 de octubre pasado, luego de 10 días de permanecer hospitalizado.

Una segunda enfermera, Nina Pham, de 24 años, también contrajo la enfermedad al atender a Duncan y es atendida en los Institutos Nacionales de la Salud en Maryland.

Más tarde el mandatario estadounidense, Barack Obama, expresó confianza el miércoles sobre la capacidad de controlar el ébola en Estados Unidos, mencionando específicamente la recuperación de las dos enfermeras que se contagiaron y otras dos personas que fueron declaradas sanas tras quedar expuestas a la enfermedad.

"Estamos cautelosamente optimistas", afirmó.

Obama habló tras reunirse con su equipo de respuesta a la enfermedad, entre ellos su director, Ron Klain, recién nombrado para coordinar las iniciativas de salud pública dentro del país y asistir a países de Africa Occidental, donde el ébola ha matado a más de 4 mil 800 personas.

"La infraestructura y los sistemas de salud pública que se están implementando en todo el país deben dar al pueblo estadounidense confianza de que estaremos en posición de hacer frente a cualquier caso adicional de ébola que pueda presentarse sin que se convierta en un brote", afirmó el mandatario.