Mundo

Conversaciones de paz en Minsk podrían prolongarse 

Las negociaciones de paz en Minsk entre los líderes de Francia, Alemania, Rusia y Ucrania podrían continuar varias horas más, según un asesor ucraniano, quién también mencionó que su país no debe de irse sin concretar un cese al fuego.
Reuters
11 febrero 2015 21:56 Última actualización 11 febrero 2015 21:57
AP

Los líderes de BieloRrusia, Ucrania, Alemania y RusIa hablan en el marco de las conversaciones de paz en Minsk. (AP)

Las negociaciones de paz en Bielorrusia entre los líderes de Francia, Alemania, Rusia y Ucrania podrían continuar por al menos otras cinco a seis horas más, dijo el jueves un asesor presidencial ucraniano.

"Tenemos otras 5 a 6 horas de trabajo. Al menos. Pero nosotros no deberíamos irnos sin un acuerdo sobre un cese del fuego incondicional", dijo el asesor presidencial ucraniano Valeriy Chaly en una publicación en Facebook.

Chaly hizo sus comentarios después de que las negociaciones ya se habían extendido por siete horas.

Mientras los líderes estaban reunidos separatistas ucranianos prorrusos aumentaban la presión sobre Kiev al lanzar algunos de los peores ataques de la guerra.

"O la situación se encamina a una disminución de tensiones, cese al fuego (...) o la situación se sale de control", dijo el presidente ucraniano Petro Poroshenko tras ser recibido por el presidente bielorruso, Aleksander Lukashenko.

Los enfrentamientos ya han causado más de 5.000 muertos, y Washington ahora habla abiertamente sobre armar a Ucrania para que se defienda de la "agresión rusa", lo que eleva las posibilidades de una guerra de poder en el corazón de Europa entre los antiguos rivales de la Guerra Fría.

La cumbre en la vecina Bielorrusia debatirá una propuesta franco-alemana para tratar de detener los enfrentamientos. La canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, Francois Hollande, se reunirán con sus pares de Rusia, Vladimir Putin, y Ucrania.

Sin embargo, Moscú mantenía el optimismo. Una fuente diplomática rusa dijo que había un 70 por ciento de probabilidades de que se alcance un acuerdo.