Mundo

Consideran que la izquierda radical griega pactará con Bruselas

Las encuestas anticipan la victoria del partido Syriza, opuesto al programa de austeridad en vigor desde 2010, lo cual preocupa al sector conservador de Grecia.
Gabriel Moyseen
29 diciembre 2014 21:39 Última actualización 30 diciembre 2014 5:0
El premier Antonis Samaras, después de la tercera y última ronda de votación en el Parlamento. (Reuters)

El premier Antonis Samaras, después de la tercera y última ronda de votación en el Parlamento. (Reuters)

CIUDAD DE MÉXICO. Pese a que ayer mismo reiteró que no cederá en su promesa de “cancelar el rescate”, lo que también intentó el premier Antonis Samaras con motivo de la revisión final del odiado “memorándum” de la Troika el 8 de diciembre, Alexis Tsipras, el joven y carismático líder de la Coalición de Izquierda Radical (Syriza), ha insistido en que no es un peligro para los intereses europeos e incluso aceptó, en septiembre, que ya es imposible revertir el recorte masivo a sueldos y pensiones ejecutado desde 2009.

Así lo destacó WSWS, al recordar que The Wall Street Journal reconoce el tono moderado que adoptó en los últimos meses el legislador ateniense de 40 años, que “ya no habla de nacionalizaciones, pues Syriza reemplazó el término ´default de la deuda´ por ´negociación de la deuda´, y aunque promete congelar los despidos del sector público y frenar los recortes al salario mínimo, dejó de afirmar que habrá recontrataciones; al contrario, sostiene que no podrá aplicar más medidas de alivio fiscal aparte de unas cuantas seleccionadas”.

Tsipras y su jefe de política económica, John Milios, manifestaron a Bloomberg y Reuters que la deuda helena en bonos privados, que asciende a 56 mil millones de euros, no será parte de la reestructuración que propondrán a Bruselas, una de las razones por las que, después de todo, España, Francia e Italia no deberían estar tan preocupadas por el auge del “populismo” en su territorio.