Mundo

Cataluña inicia proceso para lograr la independencia de España

El presidente de España, Mariano Rajoy, advirtió que quienes quieran separar y dividir Cataluña deben saber que no lo van a lograr, porque van contra la mayoría. 
Agencias
28 octubre 2015 1:18 Última actualización 28 octubre 2015 5:0
El jefe del gobierno español prometió  conservar la unidad del país. (AP)

El jefe del gobierno español prometió conservar la unidad del país. (AP)

BARCELONA.- Los grupos independentistas del Parlamento catalán, Juntos por el Sí y Candidatura de Unidad Popular (CUP) presentaron un acuerdo para declarar “solemnemente” el “inicio de la creación del Estado Catalán independiente en forma de república”.

Anunciaron también que desobedecerán lo que resuelva al respecto el Tribunal Constitucional.

La iniciativa aprobada por los diputados se debatirá ahora en un pleno extraordinario y tiene como fecha límite para realizarse el 9 de noviembre.

La moción pide al Parlamento aprobar leyes dentro de los 30 días que permitirían a la región emitir una Constitución, sistema de seguridad social y de tesorería independientes.

DEFENDER AL PAÍS

Desde Madrid, el presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, prometió defender la unidad del país y rechazó la propuesta presentada por los dos partidos independentistas, que juntos son mayoría en el Parlamento catalán con 72 escaños de 135.

Calificó la propuesta como una “provocación” que es contraria a “la Constitución y a las leyes”.

Rajoy dijo que “quienes quieran separar y dividir a Cataluña deben saber que no lo van a lograr; porque van contra la mayoría de los catalanes y los españoles”.

La resolución, que aún debe ser debatida, sería el primer paso de una hoja de ruta, pactada por los independentistas, para la “desconexión” de España en 2017.

Sostiene que el Parlamento catalán es el “depositario de la soberanía” y la “expresión del poder constituyente”, y anuncia que no se “supeditará” a las decisiones “de las instituciones del Estado español” y en particular a las del Tribunal Constitucional, al que considera “deslegitimado y sin competencia”.

Insta al Parlamento a abrir este “proceso de desconexión democrática, sostenida y pacífica con el Estado español”.

El texto concluye mostrando la voluntad de comunicar el plan de la creación del Estado Catalán a la Unión Europea (UE) y la comunidad internacional para que estén enterados de todo el proceso.